Mi corto relato con mi ahijado!!!

]Como casi todas los martes por las mañanas mientras mis hijos estan en la escuela y mi esposo trabajando, lal, mi ahijado me tenía empinada y metiéndomela en la recamara donde minutos antes dormía mi marido, yo me encontraba completamente desnuda y solo traía puestos mis zapatos de tacón alto.

Habíamos terminado ahí en la recamara aún con el calor de mi esposo que estaba trabajando sin imaginar que a su mujercita, su también ahijado se la estaba cogiendo en su casa; mis gemidos eran por demás escandalosos ya que ese jovencito en verdad me hacía delirar cada que me la metía.

Yo aún no entendía como era posible que mi ahijado lalo fuera tan buen amante a pesar de tener escasos 16 años y yo toda una mujer madura me dejara manejar.

-¡Ahora parame las nalgotas para darte por el culo madrinita…¡-

-¡Pero me va a doler, déjame prender el radio para que los vecinos no escuchen mis gritos cuando me la metas, recuerda que soy muy escandalosa cuando me la dejas ir por ahí…¡

-¡No madrina…quiero que oigan como te quejas con la verga bien clavada en tu culo, que te oigan y sepan que eres bien puta y que yo te ando cogiendo…¡-

-¡Como serás malo conmigo…ándale pues pero con cuidado….aaahhhhhh….despacito mi niño…

despacito….aaauchhhh…ya esta entrando….aaayayyyyyyy….ya…ya….por favor

despacio….despacio…..aaaaayyyyyyyyy…que bárbaro…..aaaahhhhhh….¡-.

-¡Ya te la volviste a comer toda…ya la tienes toda adentro…ya te volví a reventar el culote que tienes ….aaahhhhhh…así…así…mueve la cola…muévela como a mi me gusta…aaaahhhh…¡-

-¡Si…si…ya la tengo adentro….dámela toda…dámela….aaaahhhhhhh….vente en mi…échamelos adentro….lléname de leche el culo….aaaahhhhhh….ya…ya lo siento…siento tu leche en mi cola….aaaahhhhhh…..¡-.

Así era casi siempre hasta que un día estando ensartada sonó el teléfono, era mi marido y siguió metiéndomela mientras yo ensartada le contestaba a mi esposo, el cual pregunto que estaba haciendo y yo le dije que estaba lavando y por eso escuchaba esos ruidos, mi marido siguió al teléfono mientras me bombeaba deliciosamente, fue la locura cuando sin soltar el teléfono sentí los chorros de semen de mi ahijado en mi panochita, creo que no pude disimular un gemido al sentir su venida a al tiempo que me atacaba un electrizante orgasmo, le dije a mi marido que me había caído agua fría y que por eso me había oído así.

A partir de ese día cada que mi ahijado me cogía, me hacía hablarle a mi esposo cuando me tenía ensartada a su cosota, yo me negaba a eso pero estaba tan enamorada de él que me sometí a sus caprichos.

Otras veces mientras me tenía ensartada por atrás me hacía que me asomara por la ventana de mi recamara que esta en un segundo piso, y él atrás tapado con la cortina me metía la verga salvajemente para que los que me vieran desde afuera vieran los gestos que hacía mientras él me sodomizaba casi a la vista de todos, algunas veces pasaban vecinos y me saludaban sin imaginar que atrás de mi estaba lalo metiéndome la verga y vaciándose en mi culo.

Cada que me cogía él me grababa con su celular, siempre tratando de que no se vieran nuestras caras, o al menos eso creía yo, estaba tan embobada por él que me deje grabar muchas veces haciendo el amor así que cuando el me propuso que sus amigos vieran como me cogía y yo me negué rotundamente él amenazo con enseñar mis videos a todos los conocidos de la familia así que tuve que acceder a sus perversiones y bajezas.

Él les decía a sus amigos que me sacaría por la ventana mientras me la metía y así era, mientras lalo me sodomizaba yo me asomaba por la ventana donde sus a amigos me grababan con su celular para después ver los gestos que yo hacía cuando lalo me la metía en el culo y se venía en mí, solo ellos sabían que me estaban culeando.

Otras veces lalo me sacaba al mercado con mallon y yo me tenía que dejar manosear por sus amigos con el peligro de ser vistos por la gente del barrio que también iba allí.

El colmo fue cuando me obligo a ir a un hotel y allí llegaron sus dos amigos y me obligo a mamarle la verga y a masturbarlos con mis senos para después dejarme coger por ellos,lalo me la metió adelante , uno de sus amigos en el culo y el otro me dio su verga a mamar, ese día me la metieron como les dio su gana y trague leche por todos lados, fueron tres horas en las que ese trío de malvados me hicieron como les dio su gana.

Fueron casi tres años de ser esclava de mi ahijado y ahora que entro a la prepa ya casi no me ve pero yo ahora lo extraño mucho, sus amigos me buscan para que volvamos a repetir lo de aquella vez pero sin el dominio que lalo ejercía sobre mi ya no tiene emoción, ahora se que lo que me gustaba era ser sometida por él, me fascinaba ser objeto de sus bajezas y de sus perversiones, sé que algún día lalo me va a volver a proponer realizar alguna locura y la voy a hacer en cuanto me diga, aunque ya no me amenace con enseñar los videos que me tomo cuando me hacía suya, además a mi ahijado le voy a dar el regalo que me pida porque para eso soy su madrina.

Publicado en: Relatos Cortos

Deja un comentario