Tengo sexo con mi jefe

El nuevo jefe es un colombiano grande, de casi 1.90 mt, algo mulato, fuerte y de buena presencia, eso y la rutina de mi matrimonio me llevó a ser su amante.

Hola a todos llamenme Carol, soy de tez blanca, rubia natural debido a mi sangre alemana por parte de madre, tengo buenas tetas grandes, soy caderuda, pero tengo cintura, midl 1.62 mt y soy muy cachonda. Solo tuve un novio en mi vida y fue mi ahora esposo, él se quedó con mi virginidad tanto vaginal como anal, fuimos un lindo matrimonio por varios años, pero la rutina y la falta de tiempo e ideas fue frustrando nuestra relación. Yo soy secretaria ejecutiva y ahora tengo 34 años.

Mi jefe que llamaré Jeremías vino a revolucionar la empresa, creo que ese cambio fue muy bueno. En mi caso en seis meses fui su asistente primera. Siempre se ha dicho sobre la relación de la secretaria con los jefes y hay algo de cierto en todo eso, la convivencia, la confianza, se llega a conocer bien al jefe tanto como a la pareja. Todo sucedió en un congreso de la empresa, donde Jeremías, mi jefe y yo asistimos, serían dos noches y tres días de planificación, presupuesto para el siguiente quinquenio de la empresa. Al final del primer día, Jeremías me acompaño a cenar, el pidió un botella de vino para celebrar, en parte la presentación que habíamos hecho por la mañana. Luego de una segunda botella, el tema sexual salió a colación, y fui yo precisamente que le hizo la pregunta que provocó todo.

-Jerémías (tuteandolo), cual es tu fantasía prohibida, que no se la puede contar a tu esposa?-
El sonrió, luego de pensarlo y por el vino ingerido, creo que dijo -hacer el amor con una rubia!-, ahora yo me ruboricé y me quedé callada, pero atrevidamente, le dije -y quieres saber cual es la mía?-, Jeremías interesado dijo -dime por favor??_

-Hacerlo con mi jefe!- dije y viendolo de forma intencionada.
Mi jefe llamó al mesero, pagó la cuenta, yo estaba paralizada, no sabía las consecuencias de lo que había dicho. Nos fuimos caminando, pero cuando estuvimos en el ascensor, por la hora, serían las 11:00 de la noche, estaba vacío, fue entonces cuando Jeremías me puso contra la pared del ascensor y comenzó a besarme con mucho efusividad, su mano se metió en mi blusa y me apretó los senos, luego su boca bajó a besar la carne de mis tetas que salían por escote de mi blusa, sus besos y sus labios eran tan calientes que me fue poniendo cachonda.

En eso el timbre del ascensor nos hizo alejarnos, salimos y fuimos directo a su habitación, apenas pasamos el umbral, él de nuevo se avalanzó sobre mi y me siguió besando contra la pared, desabotonó mi blusa y sus labios gruesos tomaron mis pezones con tal fuerza que se erectaron sin remedio, Jeremías mamaba uno y luego pasaba al otro. Su lengua trabajaba tan bien que yo sentía que me estaba mojando de mi chuchita.

Luego de eso, Jeremías me cargó en peso y me llevó a la cama, me acostó y me fue quitando la blusa y el sostén, mis senos salieron al aire, me besó y siguió mamando las tetas, sus manos se metía debajo de mi falda y dentro de mi braguita, sus gruesos dedos acariciaron y manosearon mi chuchita, Jeremías debe haber sentido la humedad de mi rajita, pues metió un dedo en mi vagina y luego se lo llevó a la boca para chupar mi nectar. Yo estaba decidida a tener sexo con mi jefe y le fui ayudando a quitarme todo y quedarme en cueros, mientras el también lo hacía frente a mi, lo último que se quito fue los calzoncillos, pude ver su tremenda verga negra, gruesa y larga, parecía de chocolate. Me senté en la cama y la tomé para chuparsela, le di besitos alrededor y eso lo puso como loco, seguí lamiendo su largo tronco y posteriormente me tragué su erección, mi boca apenas podía con la mitad de su verga, con mis manos le masajeaba sus guevos semipeludos y grandes.

Jeremías estaba tan excitado que me tomaba de la cabeza y trataba de hundirme su miembro completamente y que quejaba cada vez que me lo hacía. Algunas gotas de semen salian de su verga, pude sentir lo salado de su preeyaculación. Luego Jeremías me fue acostando en la cama siempre con su verga en mi boca y fue invirtiendo su posición, de modo que quedó entre mis piernas, era una 69, conmigo abajo, se metió entre mis pienras y´comenzó a mamarme el coño, su lengua parecía más gruesa y larga que la de mi marido, sus lamidas llegaban a lugares que antes no había sentido, sus lamidas llegaban hasta mi ojete del culito, no podía más y me corrí en su rostro, grité, gemí y me contorsioné en la cama, el arreció sus lamidas y pude sentir como metía una parte de su lengua en mi chuchita, siguió mi corrida interminable.

Sin esperar, Jeremías se levantó y me colocó abajo, se subió en mi, vi su negra verga hundirse en mi chuchita, era gruesa de verdad, me fue llenando por completo y se puso a follarme duro, yo gemía y me abrazaba a él, su verga entraba y salía de mi rajita a buena velocidad, me estaba dando una tremenda cogida mi jefe. Mientras sucedía el me tomaba uno de mis pies y lo metía en su boca, podía sentir su lengua moviendose entre mis deditos del pie, me daba una cosquilla complementaria que me volvía loquisima, terminó con un pie y luego lo hizo con el otro, ya no aguanté y me corrí por segunda ocasión.

Jeremías estaba incotrolable, con lujo de fuerza me volteo y me puso en cuatro con el culo levantado y tomandome por las caderas me ensartó hasta el fondo de un solo golpe, yo grité de lo brusco, pero a él pareció gustarle asi, me cogió duro de nuevo y con buenas pistoneadas, que nuestras carnes producián el ruido caracteristico de dos personas en pleno sexo.
Después de varios minutos metiendo y sacando su grueso pene de mi chuchita, sentí sus dedos hurgar mi ano, luego uno de ellos probó entrar en mi recto, lo intentó varias veces hasta que sentí su dura falange ingresar en mi ano, lo comenzó a mover al mismo ritmo que me cogía, uyy eso me estaba llevando sin remedio a otra corrida, yo no podía creerlo, mi tercer orgasmo. El lo habrá notado, porque me pistoneo mas duro y rápido hasta que me llevó al cielo de nuevo. Su dedo entraba y salía de mi culito.

De pronto sacó su dedo, pero solo para colocar su verga en la entrada y empujar sin clemencia, su verga se fue deslizando poco a poco en mi recto, yo le pedí primero que no lo hiciera, y luego que vi que el no cedería, le pedí que se fue despacio, por algunos segundos se fue lento, pero de nuevo se puso como loco a meterla y sacarla, metiendo más de lo que sacaba y por fin me la metió todita, no podía creer que mi culito se tragaría toda su carne, ya que mi marido me había acostumbrado a cogerme con la mitad de su verga, ahora Jeremías me la había metido hasta lugares nunca visitados por mi esposo.

Si bien es cierto, que yo había tenido orgasmos por penetración anal con mi esposo, nunca fueron tan intensos y fuertes como esa vez con mi jefe, era mi cuarto, no podía ni creerlo. Después de correrme, Jeremias se puso me empujó para mi torso cayera a la cama, quede en la horizontal, y luego él siguió martillando su verga en mi culo, sus penetraciones rapidas y profundas lo llevaron a correrse como un animal, gritó, bufó, se quejó como animal herido y yo sentí como me bañaba de esperma mi recto, fue tanta la cantidad que me echó que su esperma me salía del culo y pasaba encima de mi chuchita.

Por un rato el se quedó encima de mi, besandome el cuello y la espalda y su verga aún tenía palpitaciones dentro de mi culo. Por fin se levantó para ir al inodoro a hacer pipi. Yo me quedé sumamente agotada aún en la misma posición, traté de tocar mi culito con mis dedos y aún lo tenía dilatado como nunca antes.

Jeremías regresó y me estampó un beso en la boca, me dijo que había estado increible. Se acostó desnudo a mi lado, vi que su erección no había bajado aún totalmente y asi se veía grande su verga.

-Ven- me dijo, tomándome la mano y los dos caminamos desnudos a la ducha, nos dimos un baño de agua caliente, sentí como el esperma de Jeremías salía de mi culito y caía entre mi entrepierna.
Me abrazó, nos besamos y eso fue calentando de nuevo el ambiente, de pronto el me levantó en peso de frente y colocándome me fue ensartando estando el de pie, yo solo en peliculas porno que mi esposo alquilaba había visto eso, me colgué en su cuello y el comenzo a cogerme duro de nuevo, su verga me entraba sin compasión hasta lo más profundo, comencé a gemir y a pedirle más y más duro, me tenía loca de nuevo en segundos, me pegó contra la pared de la ducha y me folló aun con más fuerza, me mordió el cuello y las orejas, grité y el gritó, los dos nos corrimos como animales en celo, él no dejó de follarme hasta que no le quedó gota de esperma en sus guevos. Fue tremendamente rico.

Luego de eso nos vestimos, me fui a mi habitación, no pude dormir, la figura de Jeremías se me representaba cuando cerraba los ojos, cogiendome y dandome duro.

Como uds supondran, al otro día, primero tenía verguenza, ya que era una mujer casada y que debía pensar Jeremías de mi, pero el como buen amante me hizo sentir bien todo el día, con sus atenciones y su contacto visual y su forma de hablar conmigo. Esa segunda noche me entregué de nuevo a él, de nuevo empezamos con una 69, ahora el abajo y yo arriba, me comió mi chuchita que me corri por segunda ocasion en su boca. Luego me colocó de modo que me hizo cabalgarle la verga, tuve dos corridas encima de él y la segunda fue con verga en mi culito de nuevo. Esa segunda noche ya no regresé a mi habitación, amanecí en sus brazos y aún tuvimos sexo oral por la mañanita, Jeremías se corrió en mi boca y me pidió que me tragara todo y yo gustosamente lo hice.

Asi empecé mi aventura de amante de mi jefe, ya tenemos un año de andar juntos furtivamente. Cada vez que coge de mejor manera, mi esposo ni en cuenta. Se que es peligroso, pero bien ha valido la pena.

Publicado en: Relatos porno

VACACIONES CON ELLA, MI MADRE

Era el comienzo de las vacaciones,y no tenia plan alguno.
solo un poco de dinero,que podria servir para unos pocos dias de descanso de la ciudad.

Un dia,mi madre,con la cual vivo,me platicaba que le gustaria irse a pasear a algun lugar,asi que decidir pasar con ella, esos dias.
nos propusimos ir a un pequeño pueblo que quedara cerca de la capital,para que el viale no fuera tan cansado,pero que tuviera una playa para poder tomar el sol y divertirnos un poco en el agua.
armamos unas maletas rapidas y con lo necesario, unicamente mudas y ropa fresca, lo demas lo conseguiriamos llegando a alla.

Asi llegamos a la estacion de autobuses,esperamos nuestro turno en lo que decidiamos donde ir,y compramos los boletos solo de ida.
yo esperaba que este viaje fuera algo mas,tal vez encontrar alguna linda chica con la cual podria revolcarme,y olvidarme del ajetreo de la ciudad.
el viaje duro mas de lo esperado,el camino era tan largo que decidimos hacer escalas en los poblados aledaños al lugar,en fin,un viaje algo aburrido.
cuando llegamos,me entraron unas ganas intensas de correr a la playa,pero mi madre al no traer un bikini,me pidio que pasaramos al hotel a hospedarnos y darnos una ducha.
al llegar,las habitaciones eran escasas y solo individuales,sin mas remedio tendriamos que dormir juntos.
aun que para ser,para una sola persona,estas tenian jacuzzi.

Asi que la primera en bañarse fue ella,dejo las cosas en el piso y corrio al baño,mientras yo descubria que canales podria mirar mientras ella se encontrara dormida.
no tardo mucho,y salio con un brassier y sus bragas del diario.
no le preste mucha atencion pero mire con atencion su cuerpo,no podia creer lo bien que se veia asi.
le dije que no tardaria y que en cuanto saliera iriamos a comer algo.
me respondio con una sonrisa.

Al salir del baño con mi torso desnudo y solo unos boxer pegados a mi parte media,me di cuenta que se encontraba dormida,me desiluciono un poco y termine de vestirme.
trate de no hacer mucho ruido para que no se despertara,y sali de ahi en busca de algo…
al no concer a nadie y no saber exactamente donde se encontraba cada cosa,decidi ir hacia el bar,tome unos cuantos tragos,hasta saciar la sed que me provoco el calor que hacia ahi.
no me habia dado cuenta cuanto tiempo habia pasado,pero la noche ya me habia alcanzado,me preguntaba que mas habia por hacer,pero al ya no encontrar a nadie en el lugar,me fui al cuarto a tratar de dormir.

al llegar encontre que mi madre se encontraba profundamente dormida sin ninguna sabana encima y como habia salido del baño,me quite mi pantalon y camisa y me recoste al lado de ella,habia un calor tremendo.
ella se encontraba recostada de lado,prendi la tele y espere hasta quedarme dormido.
aun que eso era imposible,tenia muy cerca de mi la piel de mi madre que irradiaba calor tremendamente,y lo que habia era mejor que lo que pasaba en la tv.
de reojo podia ver las curvas de su cuerpo brillando a la luz de los destellos del televisor y como su piel era enmarcada por las pocas prendas que tenia puestas.
sin pensarlo puse una de mis manos en sus caderas y la deje por un rato ahi,pensaba que despertaria,pero ni se enmuto,entonces empece a moverla hacia arriba y abajo acariciandola sin hacer algun otro movimiento,deslizaba mi mano hasta llegar a su cintura y despacio la subia por sus caderas.
en ese momento decidi ir mas alla,me coloque detras de ella,en cucharita,mi pene rosaba en sus nalgas mis manos pegadas a su cintura y mi nariz oliendo su cabello.
entonces hundi mi boca en su cuello,no queria que se despertara asi que lo hice lo mas lento posible,solo queria sentirlo,me repege a ella,a su cuerpo,mi ereccion era tremenda no podia esperar a que no despertara y se diera cuenta de lo que hacia con su cuerpo.

Empece a lamer su cuello y sus orejas mientras mi mano recorria su trasero,lo sobaba,lo apretaba con delicadeza y hundia un poco mas mi verga entre ese pedazo de tela y sus nalgas.
ella seguia sin reaccionar,mi mano que antes habia estado acariciandole el culo se dezlisaba agil por entre su piel,mi boca succionaba debilmente su cuello,mi respiracion pegaba contra su cabello,y mi verga queria entrar hasta el fondo de ella,mi excitacion no me podria detener ya….
separe un poco las caderas y zafe mi mienbro de la prision de mis boxers,mi mano bajo por su vientre hasta encontrar la tela que separaba el lugar anhelado,rozaba lentabamente ese pedazo de tela con mis dedos,mientras le susurraba al oido…..ohhh mami …….

mis dedos no podian detenerse,rozaban ahora con fuerza su coño que se encontraba humedo por las caricias y sobresaltado por la excitacion que eso le provocaba,le meti un dedo hasta el fondo y por fin, hasta ahi,pude sentir como se pegaba mas a mi,como su piel buscaba el contacto directo con mi pene,al darme cuenta que habria sentido todo me paralizo y por un momento detuve mis lascivas caricias sobre ella…….

Como no pude notar que su repiracion era mas frecuente y que sus pezones estaban duros como un boton.
como no note que su cuerpo me pedia un poco mas de lo que ofrecian mis movimientos.
asi,con un momento,un segundo que parecio eterno y con la poca luz destellante del tv. ella me dejaba seguir recorriendo la fruta madura que guardaba en su bajo vientre.
sus movimientos no cesaban,era un pequeño baile acostados,mi dedo dentro de ella y mi verga rozando la delicada tela de sus bragas,mi boca sobre el cuello y nuestras piernas engarzadas,mi dedo mas frenetico que nunca, intentando hacerla llegar al orgasmo.
ella disfrutando de su hijo,su hijo disfrutando de la piel de su madre.

Mientras mas hundia mi dedo,mas se repegaba a mi,mas me crecia la verga,los besos se conviertieron en mordidas,la inactividad de sus manos desaparecia y la inciativa fluia los movimientos de vaiven continuaban,mas fuertes,ella separaba las piernas,ella invitaba a que la prenetara sin problemas,se me ofrecia como una mujer no como una madre,sus manos invadian mi cuerpo en esa posicion queria tocarme,queria agarrar lo que sentia detras,lo que la hacia mojarse tanto,lo que disfrutaba rozandose en las bragas y que de repente habia empalmado entre su mano,intentaba hacerme una paja,su mano subia y bajaba lentamente por mi miembro,lo acariciaba,sentia el calor que producia,y el placer que provocaba.
continuamos en un abrazo sexual yo masturbandola y ella a mi.
gemia sin mucho esfuerzo,lo disfrutaba como yo,lo anhelaba igual que yo.
el masaje era interminable ,las contracciones serian inevitables y el orgasmo no se retrasaria por nada.
el calor,nuestras manos,la poca luz,el roze de la piel mojada por una tenue capa de sudor dulce,las mordidas pequeñas alrededor de su cuello,mi pierna entre las suyas levantandole una por encima de la mia y el vaiven de la simulacion del sexo.
todo era el coctel directo a la embriagues del orgasmo,era inevitable,irrefutable,los dos sentiamos lo mismo,una presion en los genitales que queria que fuera probada por el otro,sentida y disfrutada por el amante que los provocaba.

La situacion no se podria retrasar mas,se repegaba tanto que aveces sentia que romperia la tela que cubria sus nalgas y ella podria sentir que mi miembro le romperia el culo.
ella trataba de acomodarse para la penetracion yo lo retasaba un poco hasta que me lo pidiera con un tono desesperado,hasta que pronunciara mi nombre entre gemidos.
yo no podia mas, deceaba eso, pero no era prioritario, asi,que me con mi cuerpo empuje el suyo hasta quedar detras de ella con ese culo que me restregaba,aun una mano dentro de su ropa interior,masturbandola,pero con la otra intentando arrancarle las bragas,los movimientos de mi cadera detras de ella,los suyos delante mios,los gemidos,la respiracion y la penetracion con su ayuda,me habia dirigido a su culo,me lo ofrecia para mancillarlo,queria que se lo hiciera por detras, queria que la rompiera en dos.
lento y con el derrame de jugos por entre las piernas de ella no fue dificil entrar,me quede quieto dentro y ella comenzo a moverse hacia adelante y luego hacia mi….yo hacia ella y luego hacia afuera….nos completabamos en cada embestida,cuando ella venia ,yo se la dejaba ir hasta el fondo y cuando trataba de alejarse me separaba un poco de entre sus nalgas….mi mano aun seguia prendida de ella y la acercaba a mi para nuevamente meterla toda.

Los gemidos se habian hecho mas fuertes y la friccion era mas rapida, mi respiracion era igual de frenetica que la de ella,y mis movimientos mucho mas hostiles dentro de ella,mi madre sabia que mi eyaculacion vendria pronto y la queria dentro de ella, llenandola ………..

Publicado en: Relatoseroticos

los deliciosos calzones de mi mamá

Contare este relato y espero les guste y comenten.

No nombres, solo edades, soy un chico de 18, vivo nomas con mi mama y con mi papa, solo somos tres bueno tengo hermanos y hermanas pero solo yo vivo con mis padres, desde ase un tiempo me ha puesto a mil el pensar de oler unos calzones de una mujer, imaginarme el olor de su conchita de las mujeres guau y dejar ese olor impregnado en sus prendas intimas, me vuelve loco las ganas de oler unos calzones y pues la verdad no he tenido la oportunidad de oler algunos de alguna mujer, y pues ya lo hice con los de mi madre

La verdad ya me avia pasado por la mente oler los de mi madre por que no tengo modo u oportunidad de oler los de alguna otra mujer, pero pensaba que no esta bien oler los de mi madre, decia no me puede excitar unos calzoncillos de mi madre, hasta que el otro dia ya no aguantaba las ganas de oler unos y me decidi a oler los de mi mama, decidi por lo caliente que andaba imaginarmela como cualquier otra mujer, ella es una mujer blanca de 38 años,limpia medio altita de unos 1.70 m mas o menos, con unos pechos normales ni grandes ni chicos, con un trasero medio grande durito y guanguito pero super rico, bueno paso al relato, ese dia amaneci muy caliente y con las ganas de unos calzones, y ya estaba decidido a oler los de mi mama y nomas estaba esperando el momento oportuno para olerle sus calzones, estaba nervioso por lo que iba a hacer pero ala ves exictado, ella todo el dia andaba haciendo sus labores de la casa y traia un short como de trapo beige y unas sandalias y una bluesa negra pegadita, bueno me meti a su cuarto y busque en su cajon de ropa interior nervioso y encontre puros calzones limpios y pues no me gusto

Y pense hasta que se meta a duchar ahi sera la oportunidad y esperaba ansioso, hasta en la nochesita se metio a la ducha yo ya estaba super desesperado pero cuando entro al baño termino mi decesperacion ya nomas era cuestio de que saliera del baño, cuando sale mi corazon ya estaba a mil pero antes de eso yo pense si saca su ropa del baño no voy a poder hacerlo bueno cuando sale veo que sale sin su ropa que traia puesta, salio ya cambiada y mi corazon a mil super excitado y nervioso por que se me hacia algo asqueroso oler los calzones de mama, bueno mi mama se fue a dormir con mi papa a su habitacion y yo entre al baño puse seguro y con una ereccion tremenda pero a la ves nervioso, busque como loco en el baño hasta que los encontre dentro del short beige que traia puesto

Los tome eran blancos de algodon con un moñito, los tome temeroso me los lleve a la nariz guau me dio un golpe en la nariz de oler fuerte y penetrante, me lo aleje un poco de las narizes por que me medio sorprendi por ese olor pues es la primera ves que oli unos calzones, los aserque de nuevo a mi nariz, cabe de mencionar que mi mama suelta un olor tremendo rico de haverlos usado todo el dia ahi dejo impregnada su conchita y asi los oli un rato y sin masturbarme me vine en los pantalones, pero que olor tan maravilloso, pero la verdad no es un olor a flores, o sera que no lo huelo a flores por que no he olido calzones, pero es un olor penetrante a sudor de parte intimia nose como describirlo pero pues si es muy exicitante olerlo, eso sucedio hace una semana, y no lo he vuelto a hacer por que no he tenido oportunidad por que he andado ocupado, pero estoy muy ansioso por olfatear de nuevo ese olor, les seguire contanto lo que siga pasando gracias por leerme .

Publicado en: Relatos porno

Mi despertar incestuoso

Ni siquiera lo habia pensado nunca. Así comenzó todo…

Para mi, estaba convencida, todo se inicio hace muy poco. No pasaron dos meses .Tampoco podria asegurar que sea mucho mas que uno, porque luego de eso todo se precipito, sucedio muy rapidamente.

Esa tarde yo no debia estar en casa. Teniamos un programa ya planeado con mi esposo.Despues de mediodia debia ir a su encuentro, en la oficina del centro. El me pidio que lo ayudara a elegir propiedades para instalar las nuevas oficinas de su empresa. Tarea que me fascinaba hacer como cada cosa en que lo pueda acompañar o simplemente tener mas tiempo juntos.

Faltaba muy poco para llegar al centro cuando suena mi celular. Era él diciendome quye habia surgido imprevistamente una reunion urgente solicitada por uno de sus principales clientes. Impostergable.Le dije que era mas importante atender eso, que no se preocupara que lo nuestro era facilmente reprogramable. Le dese suerte, unos besosy corte. Emprendi la vuelta a casa.

mentalmente iba concentrada en las actividades que realizaria al llegar a casa. Todavia faltaban muchas horas para que mis dos varones volvieran del colegio y los atendiera con la merienda y el orden de sus tareas. El mayor ya cursaba su ultimo año de secundaria con 16 años a punto de cumplir ya los 17. Tipico adolescente normal, estudiante regular, muy deportista, le dedicaba muchas horas al tenis y estos dos ultimos años fue incrementando notablemente las horas dedicadas a su otro deporte, las niñas. No habia una especial a la que le dedicara mas tiempo. Aunque yo no me metia en esos asuntos se notaba una rotacion muy regular. Normal para esa edad, Su relacion conmigo era casi nula, hola chau, haceme esto, necesito aquello. Punto. Si habia algo importante lo hablaba con su padre y ese no era mi terreno. El menor de 14 en su segundo año de secundaria era un niño, dulce simpatico . Le encantaba seguir jugando al bebote especialmente con su papa por quien sentia una devocion notable ya quien seguia a todos lados especialmente en sus actividades de fin de semana. Hacian todo siempre juntos y lo disfrutaban mucho. El mayor ya era practicamente independiente en su quehaceres. Eso si, siempre informando absolutamente todos su movimientos y pidiendo el permiso correspondiente. Bien enseñados, bien educados, llevaban una vida normal como era nuestra familia. Viviamos en armonia, con la felicidad que cada familia construye solo a su medida y para su mundo.

No habia mucho que hacer en casa. Con la Sra que colabora conmigo en las tareas cotidianas ya habiamos dejado todo ordenado, asi que le di medio franco hasta la mañana siguiente. Lo que si se hacia primordial y surgia en mi repaso mental de actividades, era ordenar el play room, ubicado en la 3ra planta de mi casa, donde tambien se ubicaba el cuarto del mayor, logicamente el mas aislado. El menor ocupaba el cuarto mas pequeño en la 2da planta, no pegado sino enfrentado al nuestro de generosas dimensiones , con todos los detalles de srvicio incluidos dentro.

Siempre que estoy en casa, sola o acompañada, me muevo dentro de la misma con un sigilo natural, como si casi no me desplazara. Me siento tan bien encasa que disfruto recorrerla de esa manera. Los chicos siempre me dicen que ellos saben si estoy o no, pero que jamas escuchan o detectan ningun movimiento, casi como si estuviera ausente. Con mi marido en casa, todo se transforma….todo pasa como si fuera al maximo de volumen, todo adquiere sonido, como si la casa tomara otra vida,. Tambien lo disfruto tanto o mas que mis silencios.

Tranquila y muy relajada, iba pensando y afirmando que tenia tiempo para ver esa pelicula que tantas ganas tenia de ver. Mentalmente iba descartando lugares donde la veria: el play no es mio, a mi cuarto poco vuelvo estando sola, es lugar de dos, y si ese, silloncito en el living es lo mas apropiado. Cuesta hacerme un lugar preferido cuando siento tan mia a toda la casa.

Sin pensarlo y en modo automatico, ya casi estaba en el 3er piso. Apenas tome conciencia y casi recorriendo el ultimo escalon, algo me detuvo. No fue un ruido pero si algo distinto al silencio. Adopte un modo de alerta, inmovil mientras descartaba los primeros pensamientos. Nada de inseguridad, mi casa es inexpugnable par quien no quiera entrar normalmente, imposible. Tambien descarte rapidamente la segunda opcion. Mi hijo mayor no habia dado señales de querer entrar con una chica aprovechando la soledad, o al menos yo jamas las habia detectado, descartado.Volvi a escuchr algo imposible de saber que era asi que subi lo poco que quedaba, bien atenta y espiando rapidamente todo con la vista.

Lo primero que veo apenas me asomo me parece extraño, la puerta del cuarto abierta, raro para ese bastion inexpugnable, salvo que haya salido antes del colegio y sabiendose solo integre sus dos mundos en uno dejando la puerta abierta. Mientras volvia a la tranquilidad habitual sabiendo que habia resuelto lo que estaba pasando sigilosa pero decidia emprendi el ingreso al cuarto de mi hijo mayor.

Todavia me cuesta ponerle palabras a ese efecto que me paralizo. Quiza haya sido lo inesperado, lo sorpresivo, lo nunca antes imaginado, pero lo que estaba viendo, ese espectaculo a solo metros delante de mi, que sucedia en una intimidad que no era sospechada de haber sido violada. Y que yo sentia que…No sabia, no distinguia la invasion de pensamientos enconcontrados que se sucedian dentro de mi cabeza, lo quera seguro era que estaba ahi inmovil petrificada, queriendo desaparecer pero al mismo tiempo con la mirada fija, absorta que no obedecia la orden que alguna parte del cerebro daba de retirada. Una guerra no querida, no deseada, jamas buscada de pensmientos disimiles que no lograban prevalecer para huir. Descubrir de esa manera que mi hijo tiene sexo, que desea y goza como cualquier adulto normal, fue violentamente sexual, casi animal. Verlo desnudo, masturbandose a distintos ritmos, canbiando de mano, jugando con su pene, con distintos tipos de caricias, alternadas con golpes y tambien detenimientos que parecian hacerlo concentrar en esa pareja que cojia sin sonido en el televisor y que parecia tenerlo subyugado, como estaba yo, sin querer sintiendo deseos que queria descartar ppero que me era imposible, me asaltaban con fiereza animal, sentia la hembra que emergia de mi ser, la hembra que al fin encontraba su macho que le ofrecia una poronga en su maximo p explendor, hinchada, venosa a punto de estallar en incontenibles chorros de nectar, de leche que mis entrañas pedian a gritos sentir bien adentro. No podia dejar de pensar en ese pedazo de carne enorme impensado, sintiendolo penetrarme y desgarrarme, rompiendome la concha de la manera mas placentera que una hembra en celo puede sentir desesperadamente animal, tal cual se masturbaba ya freneticamenbte inundando el silencio de gemidos de macho gritos roncos penetrantes que anunciaban la explosion final, apoteotica de un macho joven en su maxima potencia, mientra qyueria espar de ese deseo de que fuwer dentro mio, que llenara mi ser, miboca hasta ahogrme, sentirlo todo, todo eso adentro aunque pareciera imposible, que me rompa hasta que me llene total, que rompa mi ano,m el recto y exploten mis intestinos sintien eso bien adentro, que se llene todo mi cuerpo hasta la ultima gota de esa leche incalculada hasta que mjuera si es necesario, morir como una hembra destruida por su macho.

Mi mano ya estaba practicamante toda dentro de mi concha, mis jugos salian incontenibles bajaban por mis piernas. Cuando tome conciencia del desastre que se avecinaba entre el orgasmo de el, mis gritos que ya eran irrefrenables y el charco de placer que iba dejar en el piso, fue un instante en el que pude desaparecer.

Desnuda encerrada en micuarto, tragandome la almohada que amortiguara mis desgarrradores gritos de placer, acabe, una, diez, inimaginable cantidad de veces, sucecivas, interminables, se encadenaban haciendose un solo polvo infinito. Descubria un placer oculto, prohibido, el goce profundo que se espparce por todo mi cuerpo, jamas antes sentido y que surge desde mis entrañas mas profundas, mas animales, que me hacen hembra sin poder dejar de imaginar lo que mas placer me da,esa sensacion tan abominable como placentera: ser cogida y cogida sin parar infinitamente por mi propio hijo.

Continuará…

Publicado en: Relatoseroticos

culiando a mi sobrino de trece

mi sobrino siempre que salia de la escuela primaria pasaba a mi casa donde yo vivia solo

yo siempre he vivido solo desde los doce de edad.desde que murio mi madre mi padre se fue…bueno la primera vez que paso con mi sobrino.el habia salido como alas doce del dia.toco el porton y me grita …tio abra tengo sed.. abri el porton y cuando paso lo cerre.

primero paso al wc a orinar. yo me fui a mi cama.cabe decir que en mi casa pues no tengo ninguna division solo cortinas.asi que tenia sobre la cama varias hojas de tatuajes.bueno solo dibujos..que se copian para dibujar tatuajes.yo no tengo ninguno no me gustan…pero si verlos… total que le vi sobre su brazo un alacran mal dibujado. y le dije que yo tenia uno entre mis hojas y que estaba tratando de dibujar un tatuaje.porque se lo iva a poner a un amigo de la escuela.pero primero tenia que practicar…le dije que en las hojas no era igual como en la carne…y me dice y donde se lo pondra tio en el brazo o en el cuerpo…en el cuerpo le conteste cerca del ombligo hacia abajo.que las tenazas salgan hacia arriba…y me dice tio si quiere dibujemelo al fin que el marcador se quita… orale pues le dije… le dije acuestate sobre la cama y se acosto con su pantalon y su uniforme…

mi sobrino esta de estatura normal a su edad.de buenas piernas y unas nalgas.el es moreno claro.muy guapo y sin vellos en sus nalgas que despues pude ver y en su pene tenia una partesita de vellos.pero su pene era grueso y grande.porque por parte de su madre todos son de pene grande….comenze a dibujar las tenazas.cerca del ombligo y el acostado solo decia que sentia un poco de cosquillas.yo le decia aguantate…cuando termine las tenazas.le desabroche el pantalon y pude ver que usaba truza beige y se le marcaba un pene grande dormido hacia un lado… yo seguia dibujando el alacran.cuando casi llegue a cerca de su truza senti como que su pene se levantaba.y solo me regresaba a ver porque uno de mis codos le roba deves en cuando por encima…cuando ya tenia que bajar le dije que bajara un poco hacia abajo su truza y con la mano la bajo un poco asi que se veia mucho su pene mas abultado…

continue dibujando yo sudaba de lo exitado que estaba tenia un charco creo de liquido sobre mi boxer…el dijo que si no tenia un espejo para ver como lo iva dibujando y tome un espejo que estaba sobre la pared y continue dibujando.cuando sentia que no alcanzaba mas le dije y ahora ya no puedo dibujar mas y lo que hizo se quito su truza bueno se la bajo hasta las piernas y pude ver su pene grande aun no estaba bien levantado… y el dijo aun que somosa hombres y nadie viene… segui dibujando cerca de su pene y de pronto se le paro por completro estba grande mas grande que el mio…yo tragaba saliva…no sabia que iva a suceder…el tenia su pene parado y dijo ijole ya se enojo y le dije no hay problema..le dije yo tambien me exito aveces… yo seguia dibujando sobre su pierna una parte del alacran…de pronto note que le salia liquido de su cabezita y solita se le comenzo a pelar… y el no decia nada… yo sentia que mi corazon se me salia ademas no lo podia creer.tenia ami sobrino con su pene bien parado y lubricado…y yo sefguia dibujando y le pregfunte que si ya se masturbaba y me dijo que aveces.pero que casi siempre le salia leche solo dormido…

le dije oye te esta saliendo babita y se toco y me dijo si…es que no se quizas por las cosquillas…mmm…me quieres decir que te va a salir leche ahorita…me dice no tio…solo que me lo juegue alo mejor yo solo.pero me daria pena…por mi no hay problema hasta yo me haria una…pero que tal si …esque no se le dije… luego me dan ganas de culiar y aqui no hay nadie…ni modo que te culee ati le dije….en tono de broma..ademas no creo que tu te dejarias…no se tio ademas de dolerme no se…solo si me presta cuentos para verlso y que no le diga a nadie.. y le dije estan en el ropero tomala las que quieras y se paro asi con la trusa abajo…pude ver sus nalgas se veian duras grandes bien paraditas..me le acerque atras de el y no pude mas y que le comienzo a morder las nalgas y a meterle mi lengua…yo sentia que mi leche se salia ya no podia mas…le puse mi pene en su nalgas y le comenze a caderear despacito y el sefguia hojeando las revistas y al caderealo le tocaba su pene duro y lleno todo de baba…

de repente mi pene se lo meti doto hasta adentro el solo el gimio un poco…ya adentro le caderie mas rapido y no pude mas le vacie toda mi leche adentro y mientras estaba por terminar lo chaquetie y le salio bastante leche y senti como al salir su leche apretaba mi pene porque aun no se lo sacaba….cuando lo limpie se subio la truza y el pantalon y me dijo que no le dijiera a nadie yo casi no podia respirar de la emocion… y me dijo tio ya me voy ..tendra para el pasaje y le di veinte pesos.le dije vete con cuidado..eso fue hace dos anos ahora el tiene quince de edad…

Publicado en: Relatos eroticos gays

mi hermana lina mujer divina

Mi nombre es Ernesto y tengo 20 años, pero la historia que les voy a contar ocurrió cuando yo tenía 16. Lo que les voy a narrar es la forma cómo seduje e hice mías a las dos mujeres que más amo en el mundo: mí mamá y a mi hermana.

Eran tiempos difíciles en mi casa, mi padre había muerto meses atrás y a mi madre le tocó hacerse cargo de mi hermana Lina y yo. La ausencia de mi padre al que más afecto fue a mí y eso se vió reflejado en mi desempeño escolar y casi estuve a punto de ser expulsado del colegio al que iba. Ante esa situación, mi madre y mi hermana comenzaron a estar más pendientes de mí, me ayudaban con mis tareas y se comportaban más cariñosas conmigo que de costumbre. Poco a poco la relación entre los tres se hizo más cercana. La confianza que logramos me permitía hablar de todo lo que me pasaba y con el tiempo supere el trauma de la muerte de mi padre y volví a ser el de antes.

Al pasar tanto tiempo al lado de mi mamá y mi hermana, comencé a sentir que algo había cambiado en mí, ya no sentía por ellas el cariño y el afecto propios de un hijo o un hermano, sino que me comenzaron a interesar como mujeres. Pero no sólo fue la ayuda que me brindaron la que cambió la forma como las quería, su físico no estaba nada mal. Marcela, que en ese momento tenía 39 años, conservaba aún la belleza que tuvo en su juventud. Su cuerpo y, en especial, su cola se mantenía firme gracias a su rutina de gimnasio, pero lo que más resaltaba en su figura eran sus senos, esos hermosos par de pechos, que se habían puesto más grandes por las dos maternidades, sobresalían desafiantes y erguidos, en sus 1.65 m de altura.

Por el lado de Lina que tenía 18, la vista no era nada despreciable. Ella era más alta y delgada que mi mamá, pero tenía los senos más pequeños, lo que no los hacía menos deseables. Sobresalía en ella su rostro, ella era capaz de acabar con cualquiera con una sola mirada de sus bellos ojos claros.
Continuando con mi relato, yo ya estaba consciente de que me había enamorado de Marcela, mi madre, y de Lina y sentía que cada día que pasaba ese amor era más grande. Ellas, por supuesto, no lo notaron pero yo me estaba muriendo de ganas de que ellas fueran mías.

Decidí que para conquistarlas debía mostrar la pose de niño ingenuo, que no conoce nada en la en la vida. La ocasión de poner en práctica mi plan se presentaría unos días más tarde, cuando en una conversación que tuvimos los tres, mi madre me preguntó porqué no me conseguía una novia, que no le gustaba verme tan sólo. Yo puse en marcha mi plan y le confesé que me sentía intimidado por las mujeres de mi edad, era mentira, y que me daba pavor cuando trataba de conquistar a alguna. Ellas se rieron de mi problema y prometieron que me ayudarían a que me convirtiera en todo un galán. Los días pasaron, y la promesa de mi mamá y mi hermana se tradujo en una serie de cambios que tuve que hacer para que, según ellas, me resultara más fácil conquistar a una chica. Los cambios fueron desde mejorar mi vocabulario hasta cambiar mi forma de vestir. No se imaginan lo difícil que para mi fingir que estaba de acuerdo con todo lo que ellas me proponían, pero como esto hacia parte de mi plan tuve que hacerlo.

Decidí esperar un tiempo prudencial entre los consejos que me daban y los resultados que se suponía que yo obtendría con las mujeres. Consideré que pasadas tres semanas eran tiempo suficiente para seguir adelante con mi plan. Es día ingrese al cuarto de mí hermana para hablar con ella, con el fin de hacerle creer que había una chica en la escuela que gustaba mucho, pero que no me atrevía a besarla.
-No seas bobito, si besar es lo más fácil del mundo- dijo Lina cuando le conté.
-Pero es que en serio me da miedo, me comienzan a temblar las piernas y me aterra pensar que la voy a embarrar con ella- le respondí
-No le pongas tanta atención a eso, sólo déjate llevar y ya.
-para ti es fácil decirlo porque ya los has hecho, pero yo, estaba mintiendo, nunca he besado a una chica
-¿en serio no las hecho?- me preguntó incrédula.
-créeme, no lo he hecho
-bueno eso cambia las cosas, siempre es difícil la primera vez
-si vez, por eso es que necesito que me ayudes.
-¿cómo?
-pues, explícame como tengo que besar a una mujer
-mira Ernesto, yo te lo explicaría, pero es que no sé cómo hacerlo. Besar es algo que sólo se aprende practicando, no creo que exista una teoría sobre como besar.
-entonces enséñame a besar
-¿qué? ¿Quieres que te bese?
-si no hay otra forma
-ni se te ocurra, somos hermanos y eso estaría mal
-pero Lina, tú prometiste que me ibas a ayudar.
-si pero una cosa es darte consejos y otra que te bese. Además, mi mamá y yo creo que ya hemos hecho bastante.

La conversación se me estaba saliendo de control así que hice la cara más triste que pude y le dije:
-creí que querías ayudarme
Y antes de que Lina me dijera algo salí de ahí y me fui a mí habitación.
Más tarde, Lina llego a mi habitación y me dijo:
-oye Ernesto, perdóname por lo ahora, pero es que entiéndeme que lo que me estabas pidiendo no era cualquier cosa
– Lina entiéndeme tú a mí, en serio necesito ayuda con eso. Es un problema que ya me está comenzando a afectar mucho.
– ya lo sé, por eso es que vine.
-¿a qué te refieres? Pregunté
-vamos a hacer una cosa
-dime
– yo te enseño como tienes que besar
– en serio- le dije emocionado
– sí, pero me tienes que prometer que no le vas a contar a nadie, y a nadie es a nadie
-te lo juro
– eso espero
– bueno, lo primero es que no tienes que tener miedo de acercarte a una chica
– ahora ven aquí

Me acerque y nuestras caras quedaron frente a frente, y en eso Lina tomó la iniciativa y me dijo que abriera un poco la boca y me dejara llevar. Al principio, sólo juntamos nuestros labios.
-si ves, no tienes por qué tener miedo – dijo cuando nos separamos
-ahora, te voy a enseñar cómo es un beso de verdad
Volvimos a juntar nuestros labios, pero está vez Lina deslizó su lengua en mi boca y comenzó a darme el mejor beso que me han dado en toda mi vida. Yo sólo correspondía a su beso tratando, en lo posible, de que no se notara que ya sabía besar.
-ahora te toca a ti besarme- dijo
En este tercer beso, mi lengua buscó su boca y nos fundimos en un apasionado beso que alcanzó a durar bastante. Yo alternaba movimientos suaves con algunos bruscos, para que ella quedara convencida de mi inexperiencia.
-bueno que te pareció- le dije
-para ser la primera vez, no lo haces tan mal- me respondió
– en serio, lo hice bien-
-sí, pero todavía eres muy tosco. A las mujeres les gusta que las besen con suavidad
-pero es que es la primera vez que lo hago.
– por eso mismo, lo que tienes que hacer es seguir practicando y vas a ver como mejoras.
-¿me vas a seguir enseñando?- pregunte
-no se- dijo
– por favor, te juro que no le digo a nadie.
Se lo pensó un momento y me dijo:
-está bien, pero sólo una par de veces más listo.
-listo- le dije
-pero ahora no puedo porqué me tengo que ir-
Se levantó y antes de que saliera de mi habitación le dije:
-oye, gracias por lo que haces por mí.
– para que veas como cumple tú hermana sus promesas.

En los días que siguieron, Lina continuó enseñándome como besar y creo que le comenzó a gustar besarme porqué se suponía que serían un par de veces, y esto comenzaba a volverse una costumbre. En una ocasión, mientras la besaba se me ocurrió abrazarla, puse mis manos en su espalda y la atraje hacia mí. Ella no opuso resistencia, así que mis manos comenzaron a bajar de su cintura hacia su cola. La situación estaba muy bien, yo besando a mi hermana y, además, acariciando su hermoso trasero hasta que reaccionó y se apartó de mí.

-Que estamos haciendo Ernesto. Esto está mal dijo tratando de recuperar el control de la situación
-Pero si sólo me estás enseñando a besar dije
-No, esto ya se pasó de la raya. Una cosa es enseñarte algunas cosas para que mejores besando y otra lo que estamos haciendo.
-Que quieres decir
-No ves, parecemos un par de novios por la manera como nos estamos besando y eso está mal. Dijo muy seria
-No es para tanto, sólo fue un beso dije tratando de quitarle importancia al asunto
-Es malo todo esto, somos hermanos y no deberíamos estarlo haciendo. Lo mejor es que dejemos las cosas así.
-Pero Lina, solamente me estás ayudando y no veo nada de malo en eso, sólo eres una buena hermana conmigo. O es que ya no quieres ayudarme dije haciéndome la victima
-Mira Ernesto, no es que yo no quiera ayudarte, lo que pasa es que… no olvídalo
-Que es lo que pasa dime dije
-Que todo esto de estarnos besando me está haciendo sentir cosas
-cosas? No entiendo
-Sí, tú sabes que llevo rato sin tener novio y pues desde que comenzamos esto yo…
-Tú qué?
-No olvídalo y se levantó para irse a su habitación
-dime que es lo que te pasa y la agarré del brazo para detenerla
-suéltame Ernesto
-No hasta que me cuentes dije
-déjame ir dijo tratando de soltarse y casi por llorar
-sólo dime que es lo que sucede dije
-lo que pasa es me estas comenzando a gustar contento y comenzó a llorar
-Gustar? … dije sin saber que decir
-Sí, no sé qué me pasa, pero cada vez que nos besamos me siento rara y eso no puede estar pasando -dijo entre sollozos. La solté y luego se fue a su habitación.

La declaración de mi hermana me puso muy feliz porque, al parecer, mi plan estaba funcionando de lo lindo. Tenía entonces que idear algo más para profundizar mi relación con mi hermana, ósea, tener acceso a su cuerpecito.
Las dos semanas siguientes fueron demasiado aburridas, Lina no hacía más que evadirme y sólo estaba cerca mientras mi mamá se encontraba en casa, de resto permanecía encerrada en su habitación o salía con sus amigos. Pero todo comenzó a mejorar cuando mamá nos comunicó que se ausentaría por unos días de la casa, por un congreso al que había sido invitada. El viaje no le tomaría más de 4 días, pero era el tiempo suficiente que necesitaba para avanzar con Lina.
El viernes día del viaje de mi mamá, le hizo prometer a Lina que estaría pendiente de mí y que entre los dos nos ocupáramos de las comidas, como buenos hermanos.
Ese día, no pude hacer mucho Lina había ido a la universidad y, luego, salió con sus amigas y regreso algo tarde y se encerró en su habitación. Por lo que la diversión debía esperar.

A la mañana siguiente, me levante temprano y preparé un delicioso desayuno para Lina y luego la llamé para que bajará a desayunar.
-Qué es todo esto Ernesto? –dijo sorprendida por el desayuno
-No es nada quería que hiciéramos las paces y que mejor que lo que más te gusta- dije
-No tenías que hacerlo, yo no estoy molesta contigo es sólo que he tratado de evitarte para que no sigan pasando cosas entre nosotros- dijo sentándose a comer
-Y si pasaran ¿cuál sería el problema?- dije mirándola fijamente
-Como que si pasaran, Ernesto somos hermanos es indebido sólo pensar en ello-dijo
-Pero Lina yo te quiero mucho y tu sabes que soy tímido con las mujeres, pero contigo me siento bien y no me gustaría que esto acabara- dije
-No me hagas esto, yo también te quiero pero debemos seguir siendo sólo hermanos-dijo
Terminó de desayunar y se levantó. Otro intento fallido con Lina, pero bien saben que no está vencido quien pelea y yo estaba decidido a todo con mi hermana y no tenía mucho tiempo, mi mamá regresaría en dos días y podía echarlo todo a perder.

Afortunadamente, el medio día de ese sábado resultó ser excesivamente caluroso, por lo que era cuestión de tiempo para que Lina tomara una ducha para refrescarse. Me aseguré de conseguir la llave del baño y sólo me restaría esperar. No tengo que contarles la tremenda erección que tenía.
Al fin el momento se dió, la escuché cerrar la puerta del baño y luego abrir la llave de la ducha. Me desnudé y me dirigí al baño, mi corazón latía por la excitación y el susto de lo que estaba por pasar. Introduje la llave y abrí la puerta procurando hacer el menor ruido. Entre y la vi por fin, de espaldas, en todo su esplendor. El agua recorriendo su espalda y perdiéndose en su culito fue lo mejor. Entre en la ducha y la sorprendí por atrás.
Rápidamente, la sujeté sin dejarle tiempo a reaccionar.
– QUE HACES ERNESTO DEJAME!! -gritó tratando de zafarse. Pero yo no estaba dispuesto a que eso pasara por lo que la agarré más fuerte. Era obvio que la superaba en fuerza.
-SUELTAME!! Continuó gritando
-te amo Lina- le susurré al oído
-NO SIGAS CON ESTO, ESTÁ MAL!! Siguió gritando pero menos fuerte

Comencé a acariciarle sus senos con mis manos mientras nuestros cuerpos seguían muy pegados, ella mostraba cada vez menos ganas de zafarse. Acerqué mi cara a su cuello para seguirle susurrando que la quería y luego para besarlo descaradamente. Mantenía mi erección y Lina se dio cuenta de ello por el continuo roce.
Continué haciendo lo mismo por unos segundos y decidí ir más allá al ver que la resistencia de Lina se esfumaba. Baje una de mis manos y fui en busca de su cuevita húmeda por la ducha. La primera sensación fue que tenía el vello crecidito, seguro era el día en que se lo depilaba. Al final llegué a su lindo agujero y le introduje un dedo y pego un salto pero no se enojó, ni intentó evitar que lo hiciera.

-Para Ernesto no quiero hacerlo así- dijo mientras le besaba el cuello, le acariciaba una teta y tenía dos deditos en su coñito. Esas palabras ya no sonaban como suplicas para qué la dejara en paz, sino aceptación de lo sucedido. La solté y la dejé que se volteara, me miró y dijo:
-no debiste meterte así en el baño pero está visto que esto que sentimos ya nos supera- dijo acercándose y dándome un beso en la boca.
-Lina yo no quería hacerlo, pero era la única manera de acercarme a ti- dije
-No importa ya- dijo y continuó besándome
La situación por fin había llegado a donde quería. Tenía toda la aprobación de Lina para hacer lo que yo quisiera. Luego de un par de besos debajo de la ducha me incliné para besar sus pechos, ese par que tanto delirio me habían causado. Estaban erguidos y con los pezones duritos por el agua caliente que no cesaba de caer y por la excitación del momento. Mientras los chupaba, Lina puso sus brazos alrededor de mi cuello y comenzó a gemir y a apretarme contra sus pechos. Como pude miré hacia arriba para ver la cara de Lina…. sus ojos estaban cerrados y su cabeza echada hacia atrás… estaba pasándoselo bien.

Yo continué un rato jugando con sus pezones y deleitándome con la dureza de los mismos. Mis labios se cerraban sobre ellos, los succionaban para luego dejarlos escapar con un chasquido, pronto me di cuenta de que la presión sobre los pezones de mi hermana hacía que ella se retorciera y suspirase…. mordí suavemente su pezón derecho.
– Mhhhhhh – dijo Lina contoneándose –
Mis manos habían bajado hasta su cola y yo mantenía sus prietos glúteos presionándolos hacia mí sin dejar de mamar aquellas hermosas tetas.
Decidí bajar un poco más y pronto su vagina estuvo al alcance de mi boca. Noté el contacto húmedo y caliente sobre mis labios… empecé a besar aquella raja olorosa… mi cara empezó a mojarse por el agua combinada con los fluidos de mi hermana. Nuevamente miré hacia arriba y entre su vello púbico en primer plano pude ver a mi hermana sobándose con desenfreno las tetas…..
– Aaaaaahhhhhhh…….. aaaaahhhhhh… vamoooos!……. sigue!……mhhhhhhh
Abrí mi boca y froté mis labios entreabiertos contra su coño… sus flujos resbalaron por mi boca y los chupé ávidamente… le separé el coñito con mi lengua y me entretuve en hacer dibujos con ella sobre su clítoris duro y respingón… eso pareció volverla loca!
– Aaaahhhhhhh…… síiiiiiiii…… no paraba de decirlo Lina
Aaaahhhh….. siiiiii…. siiiiii….mhhhhhh – dijo ella arqueando su espalda y elevando su coñito por encima de mi cabeza. Era claro que la había hecho venirse.
Me levanté, la abracé y luego cerré la llave de la ducha. Le di un besito en los labios y le dije que saliéramos del baño y fuéramos a mi cuarto, lugar donde tanta veces había fantaseado con ese momento. Tome una toalla, la ayudé a secarse y la dejé secarme. Me acarició la verga varias veces en el proceso.
Salimos desnudos y cogidos de la mano rumbo a mi habitación. Lina ya era mía, cualquiera cosa que yo quisiera hacer me estaba totalmente permitido.

Entre a mi cuarto, me senté en la cama y lleve su mano a mi pene semierecto, no tardó mucho en entender lo que quería. Comenzó a acariciarlo tiernamente con su mano y luego se colocó de rodillas ante mí. Lina se apartó de un manotazo su larga cabellera negra de la cara y hundió su cabeza entre mis piernas y allí estaba yo a punto de recibir mi primera mamada de labios de mi hermana. Su boca se recreó primeramente en cerrarse suavemente alrededor de mi glande… mi pene reaccionó al momento y la oleada de placer que me invadió dió lugar a que éste se hinchase nuevamente.
Lina después de recorrer varias veces toda la longitud de mi rabo arriba y abajo con su lengua, de una sola vez la introdujo completamente en su boca. Empezó a succionarme y al mismo tiempo me masturbaba ligeramente con su mano. Yo estaba en el séptimo cielo, notaba sus movimientos sobre mi pene que crecía y crecía con cada una de sus succiones. Estaba comenzando a sentir aquella maravillosa sensación que vaticinaba una corrida.
Yo pensaba que iba a morirme!

Me levante, la tome por la cabeza y comencé a follarla en su boca. Clavé furiosamente mi polla contra su boca mientras en varias acometidas me pegué la más salvaje de las corridas de mi vida. Mi hermana quedó quieta durante un momento y luego empezó a retorcerse como una víbora intentando quitarse de encima aquel pene que le aprisionaba cortándole la respiración mientras le inundaba su garganta con un torrente de ardiente leche.

Luego de esa tremenda mamada que me dio mi hermana nos recostamos en mi cama, tratando de recuperar fuerzas. Ahí desnudos y abrazados como una pareja cualquiera, Lina me confesó que desde hacia tiempo se había estado imaginando esto pero que no se atrevía a hacerlo por los condicionamientos morales que existían. Seguimos acostados acariciándonos tiernamente a la espera de que yo tuviera otra erección. No tuvimos que esperar por mucho, con una mujer como mi hermana no creo que ningún hombre tenga que hacerlo.
Comencé nuevamente a besarla y a acariciarla en forma hasta que estuviéramos otra vez en un clima de excitación total. Luego saque los preservativos, quería que Lina fuera mía muchas veces por lo que tenía muchos en la mesa de noche aguardando por este momento. Lina se rió al verlos y dijo en un tono my pícaro que nos iba a tomar mucho tiempo utilizarlos todos. Después de colocarme el condón, la bese y me coloque sobre ella. Ella poco a poco fue abriendo su piernas sin dejar de besarme y acomodando mí verga a la entrada de su sexo fui lentamente ejerciendo presión siguiendo las instrucciones de ella que con los ojos cerrados me decía que me moviera, que me quedase quieto o que se la metiera un poco más. Sentía como mi verga, envuelta en ese plástico iba abriéndose camino al pasar por esa estrecha abertura. Poco a poco fui penetrándola hasta que sentí como se abría su sexo alojándome perfectamente mi verga. Ella se quejaba un poco, pero igual me decía que le gustaba. AL rato ya el dolor de ella se transformo en placer y comenzamos a hacer el amor por primera vez. Era tan placentero para mí verla, ella lo estaba disfrutando mucho, gemía suavemente y me mordía la oreja pidiendo que no parara. Mi verga funcionaba al 100% una y otra vez fui penetrando el cuerpo de mi hermana, cada vez con más fuerza, metiendo mis manos descaradamente bajo su cuerpo, apretando sus nalgas, sintiendo sus pechos desnudos en mi pecho, besándonos a ratos, solo separados por lo gemidos incontrolables de ella.

-AAAAAAAAAhhhhhh……ahhhhhhhh….ah…..a…… siguee….siggg…. atinaba a decir mi hermana
Sus gritos me animaron más aún y mi polla entró de nuevo salvajemente en su coñito. Lina estaba totalmente abandonada al placer.
-Ummmmmm sssiiiiii, sobame las tetas, acércate hermanito.
Me acerque y le di un beso, y comencé que a chuparle las tetas.
-Ahora hazlo más rápido.
Así que empecé a darle más fuerte, se me salía la verga de la fuerza con que lo hacía. Así estuve por un rato, hasta que todo aquello pudo más que yo…. la sensación de placer era sublime pero no podía contenerme más, miré hacia abajo para ver cómo mi polla se hundía sin compasión en el ardiente cuerpo de mi hermana. Ella gritaba como una loca mientras yo me corría otra vez, pero esta vez en su coño, dentro de su lindo coño!!!!
– Ahhhhhhhhhhhh…… – exclamé –
– AAAAAAAAAAAAHHHHHH…… siiiiiiiiii…..siiiiiiiii……. maaaaaaaaaaaas – chillaba ella mientras se pegaba la corrida más intensa de sus dieciocho recién cumplidos años –
Permanecimos así un momento mientras mi respiración se sincronizaba con la de Lina. Los dos jadeábamos intensamente, estábamos sudorosos y felices por lo que habíamos hecho.
Luego de esa vez, Lina y yo no hemos vuelto amantes, aprovechamos cualquier oportunidad para tener sexo incluso con mi mamá en casa y con ella también últimamente, pero eso es tema para otra día.

Espero haberlo podido contar y expresar bien lo que pasó y que mi historia les haya agradado. Un abrazo a la distancia y un beso, gracias por leerme.
Ernesto

Publicado en: Relatoseroticos

Mi vecina cachetona…

En un fiesta familiar, tuve el mejor sexo de mi vida con mi nalgona vecina…

Hola… este es un relato que me paso la semana pasada, resulta que desde hace un par de años que entre en la etapa de la punzada, en la etapa que ya miraba a las mujeres con ojos de deseo… Me di cuenta que mi vecina Jennifer que vive alado de mi casa y es madre de un buen amigo, esta… Deliciosa, con un muy buen trasero… así que la comencé a ver con ojos de mucho deseo Jennifer es divorciada, se divorció desde que Toño tenía 5 años….

Así han pasado 4 años y yo nunca hice nada por estar con ella, solo miraba con ojos de deseo y obvio me masturbaba como loco pensando en ella…
Pero la semana pasada paso algo genial… Yo ya tengo 22 años y estábamos en mi casa festejando el cumpleaños de mi papa, como a la 1 cuando ya se habían ido la mayoría de los invitados y solo nos quedamos, yo, mi mama, mi papa, mi hermana mayor y mi amigo Toño que es novio de mi hermana y su sexi mama Jennifer. Estábamos todos jugando cartas y tomando cervezas.

Poco después, mi papa y mi mama se fueron a dormir y solo nos quedamos nosotros 4, seguimos jugando y bebiendo… Pero después de un rato se terminaron las cervezas y Toño se ofreció a ir por más, yo lo quise acompañar, pero mi hermana me dijo que mejor ella lo acompañaba y de paso manejaba, pues Toño ya estaba borracho.
Cuando ellos se fueron yo me quede solo con Jennifer.
Y ella me dijo: De seguro esos ya se van a echar pasión…
Yo solo sonreí y le dije: Si, verdad…
Seguimos jugando solo ella y yo, al principio apostamos dinero… pero cuando nos quedamos solos ella me dijo: ¿Qué te parece si apostamos algo más…?
Yo le pregunté: ¿Cómo qué?
Y contesto: Si yo gano, tú haces lo que yo te diga. Y si tú ganas, yo hago lo que tú digas. ¿Cómo vez?
Yo le conteste: Bueno…
Y jugamos una mano y yo le gane…

Ella se rio, me miro y me dijo: ¡Ganaste! ¿Qué quieres que haga?
Yo solo sonreí y le dije: Mmmm… No sé, déjame pensar…
Entonces ella se levantó y me dijo: bueno, mientras piensas voy por hielo.
Se fue a la cocina y después me hablo… Yo fui.

Y cuando entre a la cocina me pregunto: ¿Oye… te gustan las mujeres en tanga?
Yo me quede mudo y analizando lo que me había preguntado y después le conteste: ¡Sí!
Entonces me dijo: Traigo puesta una, si quieres… de premio te la muestro.
Entonces le pregunte: ¿En serio? ¿Haría eso?
Y ella me dijo: Si… pero si en la próxima yo te gano, tú me mostraras lo que yo quiera…
Le dije: OK…

Entonces se desabrocho su pantalón, se lo bajo y se dio la vuelta para que yo la mirara…
Yo le dije: ¡Guaaauu! ¡Qué hermoso!
Entonces me dijo: Si quieres, puedes tocarme…
Así que me acerque y comencé a acariciar su enorme trasero y cuando lo estaba haciendo… tuve una erección que ella sintió e inmediatamente puso su mano en mi pene…
Entonces me dijo: ¡Uy… Que rico!
Y me pregunto: ¿Te excito?
Le conteste: Si… mucho…
Entonces me volvió a preguntar: ¿Me lo quieres meter?
Yo le dije: Si…

Y me dijo: Pues… llámale a Toño y pregúntale cuanto tardara… a ver si nos da tiempo…
Inmediatamente le llame e Toño y mientras le llamaba, ella desabrocho mi pantalón, lo bajo, saco mi pene y me lo comenzó a chupar… yo no puse resistencia alguna.
Toño me contesto y me dijo que iban a tardar un poco más porque casi todas las tiendas estaban cerradas, así que irían hasta el OXXO…
Entonces le colgué, le explique a Jennifer y después le pregunte: ¿Vamos a mi cuarto?
Y ella me dijo: Si…

Nos fuimos a mi cuarto, y ahí… se desnudó completamente y me dijo: ¡¡Quiero que me des un orgasmo amor!!
La mire y me fui sobre ella, comencé a besarla y a tocarla como un pulpo, su cuerpo no era suficiente para mi… pues lo tocaba por todos lados.
Mi pene estaba erecto y ella no dejaba de masturbarme, después se fue sobre él y comenzó a chuparlo mientras acariciaba mis testículos… a mí me encanto eso y mi erección se lo demostraba.

Pocos segundos después Jennifer se subió sobre mi pene y comenzó a cabalgar sobre mí pene… yo la veía y la escuchaba como gemía en voz baja… yo estaba a punto de terminar y cuando le iba a decir, ella me dijo: ¡Me vengo! ¡Me vengo!
Y comenzó a gemir en en voz baja… no sé qué me paso que cuando ella se vino, como que mi pene se entumió y yo seguía con mi erección, pero no con ganas de terminar pronto… ella seguía montada sobre mí y se movía muy bien… bajo la mirada y me dijo: ¡Que buena cogida!
Yo le conteste: Que buena estas tu…

Después ella me dijo: Quiero que me cojas de perrito…
Entonces se empino sobre mi cama, yo me puse atrás de ella y comencé a cogerla, sabía que no teníamos mucho tiempo, así que me concentre para venirme
Ella me dijo: Vente adentro de mi…
Yo le dije: Si… y después me comencé a venir…
Ella lo sintió y me dijo: Que rica se siente tú verga y tu lechita amor… ¡Gózalo!

Terminamos de coger y después nos vestimos y nos fuimos hacia el comedor a esperarlos… en lo que ellos llegaron ella me dijo: Fue poquito tiempo, pero rico… ¿No crees?
Yo le conteste: Si…

Después le pregunte: ¿Podemos repetirlo algún día?
Ella me contesto: Cuando tú quieras. Pero con más calma… ¿No?
Y quedamos en eso… en que seriamos amantes. Y desde ese día… Me la he cogido 2 veces más, en una semana ya la cogí 3 veces… Creo que me he vuelto adicto a ella y es que esta deliciosa… y me da el mejor sexo de mi vida.
Y pues si Toño se anda cogiendo a mi hermana, es justo que yo me coja a su mama… ¿No crees?

Publicado en: Relatos porno

La Hija del Comisario es secuestrada y violada

Un Comisario de La Policía es odiado por delincuentes que deciden raptar a su hija y someterla por varios días y por muchos hombres

Estábamos en una comida y entre los 4 dijimos ¿Qué podemos hacer? El Comisario de la zona no nos deja hacer nada y cada vez que tramamos algo él lo desbarajusta, sencillo dijo uno de ellos… vamos a cobrárnosla, como? Contesto otro, ¿vamos a secuestrarle a la hija? Y Luego qué? Se la violamos en una villa donde tengo amigos y después se la entregamos a los mendigos para que tengan una felicidad en la vida!!!!. Buenísimo dijo el otro ¿pero la hija donde vive, que edad tiene como hacemos? Yo se todo, es rubiecita, no mas de 12 años, 1,60 de altura, lindos ojos verdes, una boquita chiquita y pequeños senos, dignos de ver, la piel es bien blanca, ¿Quién está conmigo? TODOSSSS! Respondieron. Bueno; a la mañana sale a hacer los mandados y ahí la secuestramos, traigan el auto con los vidrios oscuros y las patentes cambiadas mañana a las 10 y espérenme a la vuelta de la verdulería. Así lo hicieron y al otro día Andrea caminaba con su bolsa de hacer los mandados cuando un tipo enorme la interceptó y la introdujo dentro del auto, ahí estaban sus 4 agresores entonces uno de ellos les dijo, ¿querés salir viva de esto piba? Dejá de llorar y hablá? Si, dijo ella, bueno rubia sacate toda la ropa y hablamos, acordate que si no haces todo lo que te decimos apareces en una zanga muerta, ¿entendiste? Si, si, bueno ahora queremos verte desnuda.

La niña comenzó a sacarse el vestido y todos empezaron a reír, menos el que iba al volante que no podía ver ¿Qué pasa, no veo? La pibita tiene ropa interior con dibujos de las chicas súper poderosas, dale maneja y llevanos a la villa que ya llame a los chicos para que después de nosotros la vengan a coger. Bueno bueno, deja de llorar vamos a ver que hay detrás de esas ropitas… la niña estalló en llanto y el jefe les dijo saquenle el sujetador y al hacerlo quedaron unas tetitas pequeñas, bien formadas tipo gotas de agua, bien blancas y con pezones bien redondos y color de roza. NO SE LOS TOQUEN, dijo el jefe, haremos de todo cuando lleguemos, ¿Cuánto falta? Media hora, bien, contestó. ¡que lindas tetitas que tenés! No te imaginas lo que les vamos ha hacer, ja ja ja ¡ Sacate la bombachita y espero que realmente la tengas súper poderosa porque realmente lo vas a necesitar putita. La tomaron y la pusieron en el medio del asiento entre 2, como tardaba se la arrancaron y quedó al descubierto una vagina estrecha, chiquita, con escaso vello púbico y muy rubio.

Que lindo exclamaron todos, bueno vamos a comprobar si sos virgen, ábranle las piernas, así lo lo hicieron y quedó expuesta esa parte joven, tierna, sin experiencia y llena de interrogantes… no sabía que le ocurriría… les dijo el jefe… vos abrile un labio vaginal de un lado y tu del otro, así lo hicieron, la niña se quejó y mas los éxito, ABRILA MASSSS, les dijo el jefe y así lo hicieron, la niña lloraba. Ahora te voy a meter el dedo para saber si sos virgen de verdad. El jefe tenía unos dedos enormes y cuando metió una sola falange encontró la virginidad esperada, ja ja ja, preciosa te voy a coger muchas veces, te va a doler mucho, yo te voy a convertir en mujer, mis amigos en puta y los otros que vengan en re contra puta, te vas IR CON LA CONCHA Y CULO RECONTRA ROTO, no sabes todas las cosas que te van a pasar, todo por tu padre, te dije que dejes de llorar, como no lo hiciste ni bien lleguemos lo vas a sentir. Estaciono el coche en una villa, dentro de un galpón de madera, descendieron todos tocando las partes de la niña que ya las tenía rojas de tanto manoseárselas, sabía lo que le iba a ocurrir, lo que no sabia que eran tantos, cerca de 20 . Cuando entro vio un galpón lleno de hombres que se masturbaban, preguntando cuanto valía ya que vendrían chicas a muy poco valor o nada, a los que el jefe les contestó… después de nosotros pueden pasar gratis porque es la hija del comisario. ¿Quien no se quiere comer el culo o la concha de la hija del comisario? ¿No la quieren dejar embarazada o con alguna peste? (Los de la peste avisen y van al último todo lo que quieran)

La tiraron en un catre, Andrea no dejaba de llorar a lo que el jefe le dijo,… bueno tranquilízate, te voy a depilar porque tenés unos vellos rubios que quiero coleccionar. Le ató ambas manos y les dijo a sus cómplices que le abrieran las piernas; así lo hicieron; tomaron a la niña de las piernas y la abrieron casi como si fuera una gimnasta; el jefe tomo cinta de embalar color gris de la mas ancha y resistente y se la colocó desde el ano a la pelvis; se le apretó muy bien para que no quede aire entre medio y le dijo (esto te va doler pero no te preocupes que lo hago para que todos los que después vengan encuentren esta área bien limpita) Al terminar de decir ello tomó de unos de los extremos de la cinta y mirándola a lo ojos de la niña le dijo “Rock and Roll”, un grito y llanto salió de la nena y el loco con la cinta mostrándosela se reía y besaba el bello púbico que saco. Guauuuu! Que lindo, me gusta mucho que sufras porque tu padre me lo ha hecho a mi y a todos mis amigos que hoy estamos aquí para atenderte y no quisieras saber cuantos son. Tengo pensadas tantas cosas que no se que hacer primero, vamos a ver tu documento….. 11 añossss los 12 los cumplís en 5 meses, buenísimo, te voy a coger muchísimo, eso ya lo dije, lo que no te dije que tengo una polla de 28 x 9 y al ser tan joven y virgen te va doler mas de lo que piensas pero a mi me va gustar mas y a mis amigos también y no te olvides del resto, en el término de 10 días vas a estar embarazada, es una promesa. VIOLADOR!!!!! Llama a todos los pibes q vengan a debutar por una cerveza, la pibita tiene 11 y en unos días se las dejamos porque la queremos bien preñada. Bueno vamos a empezar, tráiganla, vino desnudita y sin vellos, 11 añitos y con la conchita rojita, los pezones rozados y el culo sin hacer, boquita grande para mamar leche…. Y llamen al DOCTOR así cuando terminamos nosotros empieza el y hace le da el curso de parto anticipado y las pinchaduritas de concha y tetas que tanto le gustan. .

Llamada telefónica…. Hola Doctor como le va? Tenemos una MUJER de 11 años que se ha portado muy bien con muchos pacientes pero desea tener una demostración de parto dentro de unos días. Ya voy con todo el equipo para una demostración magistral. Bajaron la niña en el galpón que tenía varias habitaciones donde violaban a mujeres de diferentes edades y raza sin parar; pero eso será luego;. Tomaron a Andrea los 4 delincuentes y el jefe le abrió las piernas a la rubiecita que lloraba y le dijo.. si ahora lloras cuando te la meta mucho vas a lloras mas.. Le abrió la vagina y comenzó a introducírsela, cuando llegó a su himen la niña lloraba demasiado con su conchita por desvirgar, sus piernas en alto donde mas le iba doler y le introduce el miembro, sus tetas muy mordidas …. FUI MUY BUENO HASTA AQUÍ, AHORA DEJO DE SERLO…

Entonces tomo distancia, vio la carita suplicando de la y rubia hija de ese Comisario castigador y dijo 1, 2…. 3 y con furia como animal en celo metió sus 28 x 9 centímetros de un saque haciendo que la niña llorara, mientras dijo MIREN COMO TIEMBLA SU CONCHA, NO LO PUEDO CREER ME CALIENTA MAS, déjenos solos. Nada la importaba decía …TENÉS LA CONCHA CHIQUITA PERO TE ENTRA BIEN, NO TE DESMAYES QUE VOY A HECHARTE UNOS CUANTOS POLVOS, mientras la niña lloraba, el moreno saco su enorme miembro y le dijo… mírala bien chorrea sangre tuya y leche mía, ¿viste que grande? Así estuvo 6 horas dándole por la concha. Bueno, le dijo mientras le castigaba las tetitas…. Hicimos una rifa de tu colita … pero no te hagas dramas que todos tenemos unos miembros enormes y cualquiera que te toque será lo mismo, te vamos a causar dolor. Te felicito por tu conchita…. Estaba cerradita y ahora es una flor bien abierta ¿ te duele? Espero que ya estés embarazada, pero como no quiero hacerme cargo vamos a sembrar la duda y todos te van coger muchísimo. ¿Te dije lo del Doc, no? Ahí que se te va a llenar el culo y la concha de preguntas! Escuchas los gritos de otras mujeres… es él con sus métodos, vos tenés solo 11, que lindo cuando te escuche a vos, vienen mis amigos por vos, relájate que de es de la única manera que te va a ir mejor, antes de irme te quiero mirar la conchita…. Guaaaauuuu… conchaza, te apliqué muy bien la vacuna después de 6 horas. Te cuento que ahora vienen los otros chicos, luego los villeros a debutar gratis (es un servicio a la sociedad), y cuando venga el Doc…. ¿te dije que tiene agujas para lo pezones y atravesarte las tetas y otras cosas mas? No quiero decirte mas y que sea todo una sorpresa.

Le pego unas fuertes palmadas en la concha y las tetas para luego mientras se levantaba los pantalones y abrir la puerta dijo… que pase el que sigue, no me extrañes, voy a hacer la tan esperada rifa de tu colita. Salió y cuando entraba otro hombre lo tomo y le dijo, “la quiero embarazada, está claro? ¿Está claro? le gritó al resto; jefe no se haga problema, yo tengo 7 hijos reconocidos y otros que ni me he enterado, donde meto la leche hago un pibe, bien dijo el jefe; seguís vos después, viólenla en turno de no mas de 20 minutos, así cuanto menos tardamos mas hombres le entran, ¡No lo puedo creer, va a entrar en los Guines de los record!. Así pasaron uno a uno, la niña se desmayaba de tanto dolor y sus violadores le daban tan fuerte y duro que nadie podría soportar, la concha le había dejado de sangrar y era un enorme hueco en su cuerpo violado por una veintena de hombres que bebían cerveza, reían, eyaculaban en su interior y lo peor… lo hacían en forma salvaje con el fin de cobrarse venganza, estar violando a una nena de 11 años, castigar al Comisario y saciar sus mas bajos instintos. Jefe!!! Ya todos la cogimos y ¿ahora que hacemos? Sencillo …¡la rifa del culo de la niña! El jefe llamó a una travesti y le dijo, desátala y dale un baño que está llena de leche y sudor, pronto tiene que entregar la colita y la quiero bien limpia. Así lo hizo una travesti llamada Ayelen que la desato y la llevó a un precario baño, la tiro en el piso y tomando una manguera le dijo “no hay bidet ni bañera, confórmate con esto y comenzó a rociarla de agua y cuando su cuerpo estaba limpio y la niña tiritando le abrió las piernas y le introdujo la manguera en su vagina, “hay que vaciar este recipiente de semen un poco, ¿Qué te parece?

De la niña salían gemidos de dolor, leche y agua, mientras la travesti reía. En otro sector se realizaba la rifa de la colita de Andrea,… bueno como jefe de la banda y creador de esta idea comenzaré con la rifa, en esta bolsa tengo los nombre de los 24 que hemos degustado a esta niña, ¿Qué buen plato, no? Llega la travesti y le dice que la niña se hallaba limpia, atada al catre y con la colita para arriba y una almohada grande debajo de su pelvis para que quedara mejor ubicada al momento de la penetración. Bien! Le contestó, serás tú la que saque el nombre ¡imposible! Esa niña me dejó sin hombres! Ya hice demasiado, ¿y si te digo que tu nombre también esta en la bolsa? Podrías desquitarte y aparte tienes un buen miembro, bueno me gusta la idea, comencemos con el sorteo, revolvió los papeles y extrajo uno de ellos… y ¡el beneficiado es….! AYELEN!!!!!! La travesti energizada tomo rumbo a la habitación y luego de contemplar la cola de la niña se acostó a su lado y le dijo “yo robé un auto cuando tenía 15 años y por eso fui a prisión donde todos los presos me violaban sin parar, luego me empezó a gustar y cuando salí en libertad me hice las tetas y ahora vos con tu concha y culo nuevo me dejan sin hombres; salí sorteada y te voy a hacer la cola, ahora vas a sentir una pija de verdad. La travesti era pasiva y activa pero hacía horas que nadie la atendía y su odio era enorme hacia esta niña. La contempló, se desnudo y dejo ver su enorme miembro de 20 x 10, negro venoso y babeante y le dijo…

No la tengo muy larga pero si muy ancha y cuando de culos virgen se habla es mas importante que sea bien gorda y de eso se bastante. Le comenzó a meterle a un dedo pero la uña gruesa la lastimaba y gemía de dolor,… “no te quejes hace ya varios días que nadie me hace el amor por culpa de una yegua chiquita y ahora vas a saber lo es el sexo anal, y de eso se bastante” le dijo. No la tengo muy larga pero mi mayor particularidad que tengo una cabeza enorme y el resto del miembro de 10 centímetros… ahí vamos, contempló la colita de la niña, abrió bien su cola y vio rozada su entrada, respiro, tomó su verga, la apuntó, la colocó sobre su ano y estando sobre ella presionando sus tetas siliconadas sobre su espalda le dijo al oído, “Tu padre me cae mal, mis hombres no han hecho el amor porque han estado contigo,….

Te voy a romper la cola” y así lo hizo apoyó su glande en el ano y tiro todo su cuerpo contra la niña, pero no pudo entrar, solo la cabeza mientras la niña lloraba… “después de la cabeza entra toda, despacito, despacito, no te hagas dramas que después de mi soportarás lo que sea” Y así comenzó a menearse en esa colita roza, virgen, de glúteos pequeños pero bien formados, hasta que la travesti comenzó a pegarle nalgadas y Andrea no dejaba de llorar y le dijo “Ahora viene todo el resto, comenzó a empujar mas y mas hasta que sus huevos quedaron junto a su concha “ahora vamos a ver” le dijo. A la niña le caían lágrimas de dolor pero la travesti embistió una y otra vez sin calma y un modo muy salvaje hasta que le dijo “¿sentís mi poronga mas grande, …es porque te estoy por eyacular”, así prosiguió y ríos de semen inundaron la colita de Andrea. Salió de ella luego de un instante y tomó una fotografía para ver ese culo inmensamente abierto y desvirgado por ella. Salió y dijo “Esa colita es de primera, bien cerradita, ¿Quién sigue? Inmediatamente otro tomo su lugar y siguieron cogiéndola a mas no poder hasta que la veintena de tipos quedaron satisfechos y la cola de la niña deshecha. Uno de ellos dijo ¡hey, mírale el culo a la pibita, parece la boca de un vaso de tan abierto que esta. Tenés razón dijo el efe… llamen a los mendigos y debutantes para que le den por la concha; siempre y cuando traigan cerveza.

Se escuchó una voz fuerte que dijo “QUE PASE EL QUE SIGUE” y allí entro un tipo con los dientes partidos, las ropas rotas y el Jefe le dijo a la niña “ahora no solo te van a coger sino que también tienen orden de pegarte puñetazos en las tetitas para que se hinchen y esas tetitas blancas y pezones rozados pasen a ser todos morados, ja ja j aja. Así fue pasó el primero y en la pequeña tetita le dio un mazazo con su puño que ni siquiera pudo respirar y luego la violó salvajemente, al terminar, el jefe le limpió la vagina con su bombachita y le dijo…”te dije que tendrías que ser Súper Poderosa para soportar esto, relajate, no llores porque vienen muchos mas por vos” Y así cada 20 minutos en la chiquita rubia y ya con la cara desfigurada la violaron por la boca, vagina y cola. Al pasar uno días de tantas cerveza tomadas por cada relación con la niña, llegó el médico. Hola Doc, tenemos la hija del comisario que nos esta trabando los negocios y creo que la dejamos preñada luego de 3 hombres por hora durante 15 horas y 7 de descanso y 2 de higiene y 10 días…. Si no está preñada me la corto. Bien dijo el doctor, traigo un test para saberlo, antes te cuento que el resto de las mujeres de tu galpón han estado sublime, les he dado toda la medicina en su cuerpo, pero claro no de la mejor y no respondieron al tratamiento; para mi siiiiiii; ya verás con esta niña, ¿Dónde está la paciente? Por aquí Doc, Al abrir la puerta el médico exclamo ¡Cuánto hace que la están sometiendo! 10 días Doc, muy bien a una bañera llena de hielo y luego hablamos. Llevaron a la niña y la lavaron pero el hielo hizo que se entumeciera, al sacarla la cubrieron con mantas y comenzaron a tocarla ¿Qué tienes Doc? Nada, pero si me traes cerveza te cuento, eso hizo el jefe, bebieron junto a la niña que se encontraba desmallada. Que linda, me tendrías que haber llamado antes, no Doc lo traje porque viene otro embarque en camino al cual quiero que atiendas; bien y con esta nena que hacemos.

Traje unas jeringan gordas que podíamos usar, y ¿para que? Dame la cerveza que yo lleno las jeringas. El médico tomo una jeringa que era como para un elefante y tomo cerveza de esa botella aproximadamente 250 centímetros cúbicos y la palpó a la niña desmayada y dijo, no encuentro casi las glándulas mamarias, debe ser porque no están formadas del todo por su corta edad, no importa, toma su rozado pezón con ambas manos y levántalos así podré colocarle la aguja. Eso hizo el jefe y con tamaños dedos tomó uno de los pezones y levantó de él casi hasta arrancarlo, ya que su seno eran pequeños, el médico con semejante jeringa tomó la puntita del pezón y comenzó a hundirla, la joven despertó y comenzó a llorar de semejante dolor, el médico la vio a los ojos y le dijo “creo que encontré tu glándula mamaria” y es así que se la perforó y una vez dentro comenzó a descargarle la cerveza mientras le dijo “ te la voy a echar rápido, va a doler pero cuando nazca tu hijo villlero le vas a dar cerveza para tomar, y lo mejor de todo esto que todavía te queda la otra teta, ja ja ja. Que bien, le veo una teta mas inflada que la otra, dijo el jefe y el médico contestó ¡¡¡inflemos la otra!!!!!

El jefe trajo cerveza helada, bebieron de ella mientras la niña lloraba al momento que le decían “esto recién empieza nena, quedate tranqui que luego nos despachamos con tu concha. Bueno dijo el médico, yo cargo la jeringa, te estiro el pezón para arriba y te enseño donde está la glándula mamaria; de entrada vas a errar pero yo te voy a enseñar, total que importa a la que le va a doler es a ella; bien Doc ¿podemos cargar un poco mas? ¡Claro que si, todo lo que quieras, lo único que una teta le va a quedar mas grande que la otra, a menos que le inyectemos hasta que le queden las 2 parejas! Ja Ja ja. Así fue el Jefe tomo una jeringa de 500 cms cubitos y los llenó de cerveza helada… repitieron el procedimiento pero esta vez el médico tomo el pezón de la teta derecha, lo elevó y el jefe buscó con esa jeringa enorme el centro del pezón y comenzo a introducirlo, un hilo de sangre mínimo salía de la teta de la niña. Mételo aún mas, la niña gritaba, el médico apretó fuerte el seno de la niña hasta que encontró la glándula mamaria y dijo, mételo 2 cms mas y estarás en condiciones de inflarle la teta, así lo hizo el jefe, la niña mas grito y el médico mas le apretaba el seno y decía DESCARGALE LA CERVEZA EN LA TETA AHORA!!!!! APRETÁ CON FUERZA LA JERINGAAAA, MIENTRAS LA NIÑA LLORABA DE DOLOR Y VEÍA QUE SU SENO DERECHO MAS LE CRECÍA. Y el jefe así lo hizo, luego chuparon sus pezones para ver si salía cerveza pero nada pasó.

Los dos reían y la niña de nuevo se desmayo. Tenías razón una le quedó mas grande que la otra ja ja. Bueno dijo el médico vamos a hacer el simulacro de parto? Dale yo te observo, bien pero quiero una mujer para mi también,
luego la tendrás y podrás hacer todo lo que quieras, bien respondió.
Bueno vamos a ver esta vagina… esta hecha una flor, la paciente desmayada y hay que reanimarla
¿Cómo Doc?

Ahora vas a ver, comenzó a meterle los dedos y al entrarle 3 despertó y comenzó a gritar,
Ahorra tus fuerzas porque ya veras, comenzó a forzarle un 4to dedo y la niña cerraba las piernas
Trae a alguien más
Aparecieron 2 negros trabajadores del puerto y le abrieron las blancas piernas a la niña, uno de ellos preguntó ¿me parece a mi o tiene la concha abierta como una puta, pero parece una niña con una teta mas grande que la otra?
Ja ja ja, dijo el médico, hazme un favor pégale un puñetazo a la teta mas grande a ver si se desinfla.. pero que sea bien fuerte, la niña tiene 11 años, es bien puta y la hija del comisario que no te deja pasar cosas en la aduana.

Dicho esto el tipo ciñó su frente, levantó el puño y descendió como un mazo a ese pequeño seno lleno de cerveza… la niña grito, se quedó sin aire y automáticamente el médico introdujo el dedo pulgar y comenzó a empujar para alojar su gran mano dentro de esa pequeña conchita… así lo hizo, la niña nuevamente se desmayo y el médico continuaba dándole pequeños golpes dentro de sí, mientras reía y le decía al jefe ¡hasta el reloj de metal le metí!
Podemos cojerla preguntaron los portuarios…. Hasta cuando quieran tiene 11 años y hay que dejarla embarazada.

Luego de toda una noche de pasión para los trabajadores, el jefe después de 10 días de cautiverio de la joven, llamó al doctor y este le hizo un test el cual le dio positivo.
Bien rubiecita estás embarazada, le dijo el jefe, esa pancita va a ir creciendo y todo es fruto es de la violada que te dimos entre todos en estos 10 días inolvidables, mientras veas que te va creciendo te vas a acordar de todos nosotros, amor. Basta de jugar con muñecas, ahora tener que trabajar con pañales, ja ja ja, le dieron cloroformo y despertó en la vereda de la casa de su padre. Su padre al verla vió un sobre y al abrirlo vió un test positivo y uno nota donde decía “Secuestramos a tu hija, la hice mujer y sufrió mucho, luego la sometieron 24 amigos míos, rifamos su cola y se la gano un TRAVESTI que caliente porque nadie se lo cogía se la agarró con ANDREA. Como soy muy solidario el resto de los días se las di a cuanto mendigo, linyera y debutante estuviera por ahí. Tenía vello púbico pero se lo arranqué con una cinta de embalar. No te hagas drama un médico la atendió y le dio charlas para agrandar el busto y el curso de parto…. Porque está re preñada.

P/D Viste a tu joven esposa en las últimas horas? Porque me están diciendo que traen a la sala que tengo de torturas a Marcia. Ese no es el nombre de tu esposa?

Publicado en: Relatos porno

El portero se cepilló a mi hermana

Cuando llegábamos siempre le miraba el culo y las tetas cuando subíamos la escalera

Pues mi hermana tiene cinco años más que yo, y desde muy jovencita siempre fue muy putilla jeje.

Siempre me llevaba con ella a todos lados, incluso cuando ya era más mayorcita y tenía rollos con los chicos de mi barrio. Me acuerdo cuando empezaron a salirle las tetitas y los pelos en el chochito, se bajaba las bragas delante mío y me decía: “mira…tú no tienes todavia” y se reía. Siempre estaba salida, y en verano se echaba la siesta conmigo (compartíamos habitación, porque mis padres vivían en un piso pequeño) y frotaba su chochito contra mi rodilla y me decía que apretara, o me decía que le hiciera masajes en las piernas, se tumbaba boca-abajo sobre la cama y cuando le subía por los muslos, se abría más de patas para que le pasase la mano por la raja del chocho.
Mis padres vivían en el centro, en un bloque de pisos. Había un portero de edad avanzada. Era viudo, y vivía en la planta baja del edificio. Se encargaba del mantenimiento y de la limpieza de la escalera.

Cuando mi hermana y yo llegábamos del colegio, siempre le preguntaba cosas a mi hermana, y le miraba las tetas y el culo cuando ella subía la escalera. Desde que mi hermana empezó a tontear con los chavales de mi barrio, el viejo le preguntaba cosas cada vez mas picantes, como: “nena, tienes novio ya?, nena, te han besado ya?, nena, te han sobado ya?…nena, se la has visto a tu novio ya?”

Mi hermana al principio lo llamada “tío guarro, viejo verde”, y cosas así. Pero luego se fue relajando y solo se reía cuando le decía cosas. Así que el portero empezó a tomar confianza, y en vez de sólo decirle cosas, se rozaba contra ella cuando pasaba por su lado, o le ponía la mano en el culo cuando nos pillaba solos en el ascensor, hasta empezó a darle pellizquitos en los pezones de las tetitas cuando la veía de frente…y mi hermana le quitaba la mano, pero sólo le devolvía una risita jijiji.

Una tarde, mi hermana y yo volvíamos del colegio, y estaba lloviendo mucho afuera. Al entrar en el edificio el portero nos dijo que nuestros padres habían tenido que salir de urgencias, y le habían pedido que si no le importaba que nos quedaramos en su casa hasta que ellos volvieran (mi hermana y yo aun no teníamos llaves de nuestra casa porque mi madre no trabajaba, y siempre estaba ella allí cuando nosotros volvíamos del colegio).
Así es que el portero nos dijo que podíamos entrar en su casa y ver la tele hasta que mis padres volvieran. También nos dijo que nos dejaría solos un rato hasta que terminase su trabajo en la portería, pero que si necesitábamos algo fuéramos a buscarlo.

Como a la media hora, el viejo volvió, y se sentó en el salón con nosotros y nos preguntó que si queríamos algo para merendar. Mi hermana y yo le dijimos que sí, y nos hizo un par de sandwiches de jamón y queso a cada uno, con un vaso de zumo.
Mientras mi hermana y yo comíamos, el viejo empezó a preguntarle cosas a mi hermana: “Ayer te vi por el parque con el hijo de Julián”, “y vi como os besabais entre los matorrales, cerca de la fuente de los patos”. Mi hermana se puso muy roja, pero no decía nada…seguía dándole mordisquitos a su sandwich. Y el viejo seguía: “se bajó los pantalones y te enseñó su cosa verdad?”. Mi hermana casi se atraganta cuando oyó aquello. Yo mientras tanto pretendía no poner atención a lo que decían mientras miraba hacia la pantalla de la tele, viendo los dibujos. Pero el viejo seguía como si estuvieran los dos solos en el salón jijiji.

Siguieron hablando un rato hasta que el viejo le dijo a mi hermana: “y qué, le has echo ya una pajilla?”, “no se las mamao todavía?”, te ha tocao ya el chochito?”…mi hermana sólo miraba a su plato y se reía jijiji. Entonces, el viejo le dice: “has visto ya alguna polla de verdad?”, no de los niñatos del barrio, de un hombre hecho y derecho”. Mi hermana movió un poco la cabeza como asintiento que sí había visto alguna. Al viejo se le abrieron los ojos como platos, y le preguntó: “si?, a quién?”. y mi hermana contestó tan bajito que casi no se oía lo que dijo. Y el viejo le dijo: “a quién?, dilo más fuerte que no te he oído”. “A..mi…padre”, contestó mi hermana con voz entre-cortada. Y el viejo empezó a reirse.
“jajaja…a tu padre….menudo elemento, jajaja…que cabrón”, “ya me lo olía yo…jajaja”. “Pero, se la viste cuando la tenía grande?”. Mi hermana estaba roja como un tomate, pero negó moviendo la cabeza…con una sonrisa de pícara an la cara.

El portero volvió a reirse: “jajajaja…te quedaste con las ganas eh golfilla?, jajajaja”. mi hermana volvió a asentir con la cabeza indicando que sí, que realmente se había quedado con las ganas de verle a mi padre la polla tiesa.
Al portero se le volvieron a abrir los ojos, y le dice: “si quieres ver una….aquí tengo algo yo”. y conforme decía aquello, se echó hacia atrás en la silla, y abriéndose de piernas, se pasó la mano por el paquete lentamente, sin quitarle los ojos de encima a mi hermana.
Mi hermana se volvió a reir, pero esta vez dejó el plato en la mesita de café que había entre los sillones del salón, y puso ambas manos entre sus piernas, cerrándolas mientras le devolvia al viejo una sonrisa de putita caliente.

El viejo que no perdíó detalle alguno de lo que mi hermana le decía sin palabras, se levantó de la silla, y mirándome a mi me dijo: “tu quédate aquí viendo los dibujos eh campeón, que le voy a enseñar a tu hermana las plantas del patio. Y si te portas bien, luego saldré a comprarte una palmera de chocolate”. Y tomando a mi hermana de la mano, se dirigieron los dos hacia dentro del piso por una puerta del lado del salón. Yo me quede allí, sentado en el sillón, viendo unos dibujos animados.
Cuando pasaron varios minutos, a mi me dieron ganas de orinar, y como aún no habían vuelto, me levanté, decidido a encontrar el baño por la puerta por donde ellos habían salido. Y entonces oí la voz de viejo: “así nena, así”, “qué boquita más rica tienes”, “abre un poco más preciosa”. Yo me fui acercando silenciosamente por el pasillo, hasta llegar a la habitación donde ellos estaban. La cual resultó ser el cuarto de baño, y la puerta estaba entreabierta.

Al asomar la cabeza lentamente, vi al viejo de pie, con los pantalones bajados hasta los tobillos, y la camisa subida por encima de su gran panza. Mi hermana estaba sentada en la taza del water, con la falda del colegio subida hasta la cintura, las medias y las bragas bajadas hasta los tobillos, y la blusa entre abierta, dejando ver una de su preciosas tetitas. Le estaba haciendo una mamada al viejo, y con una mano le sobaba los huevos. Mientras que con la otra mano, ella misma se estaba sobando bien el chocho, haciendose una buena pajilla.
El viejo le decía: “que bien lo haces nena”, “te gusta eh guarrilla?”. Mi hermana solo podía emitir sonidos afirmándolo, ya que tenía la boca llena con el morcillón del viejo…que entraba y salía de su boquita con mucha desesperación.

De repente, el tío se la saca de la boca, y meneándosela con fuerza, empieza a decir: “ahhhhhhhhhh, grrrrr, ahhhhhhhhhhh…que vaaa! que vaaa!”. A mi hermana no le dio tiempo ni a reaccionar, el viejo empezó a soltar chorros y chorros de lefa, los cuales le fueron a parar en toda la cara, el pelo, la boca (que aún tenía abierta), y la teta que tenía fuera de la camisa…..buff, la regó de lefa jajajaja”.
Al ver que el viejo hacía el gesto para subirse los pantalones, me fui corriendo de vuelta al salón para que no se dieran cuenta de que los había estado mirando.
A los treinta segundos aparece el viejo por la puerta, con una sonrisa de oreja a oreja (el muy cabrón jejeje) apretándose el cinturón y colocándose bien los pantalones. Y me dicé: “tu hermana viene ahora…creo que está usando el baño”. “Vuelvo enseguida…que te voy a buscar la palmera de chocolate por haberte portado tan bien”.
Al rato salió mi hermana, con el pelo un poco humedo y recién peinada, y con un manchurrón de agua en la blusa. Yo la miré y le dije: “qué te ha enseñado el portero?”. Y ella me contesta: “nada…unos cactus que tenía en el patio”

Justo en eso, entró el portero con mi palmera de chocolate en la mano, diciendo: “vuestros padres acaban de llegar. Dicen que vayáis subiendo, que ya es casi la hora de la cena”
Al salir por la puerta, oí como le daba a mi hermana una palmadita en el culo….jajaja, el mu cabrón jaja!
Mi hermana ahora está casada, y tiene un niño, y en todos estos años nunca más hemos sacado el tema. Pero yo me hice muchas pajas acordándome de lo que ví aquella tarde jijiji!

########Segunda parte###########

Mi hermana siguió teniendo contactos con el viejo portero, y siempre me llevaba a mi con ella para que mis padres no sospecharan jijiji.
Se la mamó varias veces detrás de la portería, donde había un pequeño cuarto con un sofá y una tele pequeña. A mi me ponían a vigilar detrás de la cortina (el cuarto no tenía puerta), por si bajaba alguien.

Mi hermana se sentaba en el sillón, y el viejo se quedaba siempre de pie, sólo se bajaba los pantalones. Yo, detrás de la cortina, miraba de vez en cuando, y veía al viejo de lado, con su gran panza, su polla (que aunque no muy larga, era muy gorda) bien tiesa, y a mi hermana sentada abriendo la boca todo lo que podía para tragarse aquel trozo de carne en barra jejeje.
El viejo le acariciaba el pelo a mi hermana, o le sobaba las tetitas por encima de su blusa blanca.
Conforme fueron pasando los meses, el viejo se iba animando. ya no sólo le sobaba las tetitas a mi hermana, ahora también le sobaba el chochito, mientras ella se la mamaba, y le metía los dedos.

Yo siempre me quedaba detrás de la cortina vigilando, y como el truco de la palmera de chocolate ya no funcionaba, el viejo me daba dinero para que no contase nada a nadie (500 pesetas en moneda jijiji).

Hasta que el viejo pasó a mas, y empezó a desnudar a mi hermana por completo cuando se metían los dos en el cuartucho detrás de la portería. La dejaba completamente en pelota, con sus tetitas y su chochito al aire, y el viejo le lamía todo el cuerpo con una lengua gruesa y babosa, desde los pies a la cara. La abría de piernas, dejando su chochito completamente expuesto, y se lo besaba y se lo comía como si le fuese la vida en ello jijiji (y yo mirando desde la cortina jejej….me daba risa ver a aquel viejo gordo y panzón, con los pantalones bajados, y de rodillas en el suelo, lamiendole a mi hermana toda la raja del chumino jiji).

Mi hermana también parecía estar gozando. Al principio se la veía un poco cortada, pero luego se iba animando, se abría bien de patas en el sillón, completamente en pelota. Se metia los dedos en to el chumino, y miraba al viejo baboso con cara de putita caliente sacando la lengua jijijiji. El viejo se ponía como loco cuando la veía asi…..se iba acercando lentamente, con los pantalones por los tobillos, y machacándose la polla frenéticamente, la miraba a los ojos y le decía: “mira lo que tengo aquí para ti cacho puta”.
Se ponía de rodillas frente a mi hermana, la abría bien de piernas, y de un golpe se la metía en to el coño. Mi hermana daba un gemido profundo, y enroscaba sus brazos y sus piernas alrededor del viejo portero.

Yo, detrás de la cortina de la portería, veía como el viejo movía su culo peludo, embistiendo el chochito de mi hermana, en un rítmico mete-saca jejeje (ahí fue cuando me dí cuenta de que mi hermana seguramente ya había perdido la virginidad hacía mucho tiempo, porque el pollón del viejo le entraba y salía del chocho con una facilidad que no era normal para sus años).
El viejo siempre se la folló a pelo. Y muchas veces se corrió dentro del coño de mi hermana. Después de correrse, le sacaba la verga aún morcillona, y a mi hermana le rebosaba toda la leche por los labios del chochito, hasta salírsele casi toda fuera. Dejando un manchurrón blanco en el cojín del sofá jejeje.

Así estuvieron follando casi un año, y yo siempre vigilando detrás de la cortina. Hasta que un día el portero oyó a mi madre hablando preocupada con otra vecina, de que a mi hermana no le bajaba la regla. A los pocos días el viejo portero desapareció del edificio, diciendole al presidente que le había surgido una urgencia familiar (supongo que estaría acojonado pensando que había dejado a mi hermana preñada jajaja).

Lo que el viejo portero nunca supo es que mi madre llevó a mi hermana al médico, y casi al día siguiente le bajó la regla…así es que todo quedó en un susto.
Bufff, la de pajas que me hice yo con aquellas escenas, incluso de mayor y teniendo novias jajaja….

Publicado en: Relatoseroticos